El bogavante es un crustáceo de caparazón robusto, muy parecido a la langosta. Es andador como la langosta, pero no nadador como la gamba. De coloraciones verdosas, negras, azules y marrones, tiene dos pinzas que utiliza para sujetar y cortar. Es nocturno y se alimenta básicamente de gusanos y peces muertos. Prefiere vivir en lugares rocosos, no se encuentra en profundidades elevadas y preferentemente entre arena y grava.

Nada mejor que este crustáceo para convertir cualquier plato en un auténtico lujo para nuestro paladar. En esta página encontrarás distintas alternativas para preparar este delicioso marisco: desde el clásico arroz con bogavante (de dificultad media y que requiere algo de tiempo, pero delicioso) hasta cocido, con pollo, ensaladas e incluso salpicón.

Ver más...

Primeros y segundos platos de bogavante que harán las delicias de los comensales que invites en las próximas fechas señaladas (Nochebuena, Nochevieja…) aunque, como cualquier otra receta, puedes realizarlas cuando prefieras: cualquier acontecimiento es bueno para servir un exquisito plato con este marisco como ingrediente principal.

Haz disfrutar a todos tus amigos y familiares con estas recetas de bogavante especialmente diseñadas para volver locos los estómagos de todos aquellos que decidas invitar. No lo pienses más y empieza a explorar el recetario: seguro que encontrarás el plato perfecto para el próximo evento que celebres. Todos querrán repetir. Te recomendamos que nos acompañes a descubrir las recetas que te hemos preparado para hacer con este crustáceo, estamos convencidos de que tanto tú como tus invitados quedaréis satisfechos. Si quieres ver más ideas para comidas de Navidad y nochebuena puedes pincha aquí.


Arroces con Bogavante

El bogavante queda muy bien con los arroces, así que aquí te recomendamos algunas recetas para que empieces a probar.

Para hacer un riquísimo arroz caldoso con bogavante vas a tener que hacer un buen sofrito de base. Para hacer esta deliciosa receta de arroz comienza cortando el pimiento rojo en dados y laminar el diente de ajo bastante fino. Te recomendamos que uses el fuego a fuerza media, para evitar que el ajo se queme y dé mal sabor al sofrito; también puedes removerlo con una lengua de silicona o una cuchara de madera. ¡El secreto es que quede ligeramente doradito!

Cuando el ajo comience a estar dorado, vierte el Tomate Frito Gallina Blanca y añade la pulpa de pimiento ñora que dará a tu arroz un delicioso sabor ligeramente dulce y un color amarillento delicioso. Deja que la ñora se cocine junto al tomate frito y el pimiento y, una vez hayan pasado unos ocho minutos, añade las cabezas y las pinzas abiertas del bogavante. Deja que el marisco se haga durante unos minutos en el sofrito, y añade el arroz para que vaya absorbiendo los sabores y aromas de todo el sofrito que ya has hecho. Moja todos los ingredientes con el Caldo para Paella Fácil de Gallina Blanca y deja que el chup, chup del caldo haga su magia con el arroz. Déjalo durante unos veinte minutos cocinando, para que el arroz se cocine. Y, que no se te olvide, ¡no remuevas el arroz!

El toque que queda es que agregues las anillas del bogavante a media cocción, cuando hayan pasado unos diez minutos desde que el caldo haya roto a hervir. Deja que el resto de la carne del bogavante se cocine durante esos diez minutos, ¡para que de sabor al guiso y quede de rechupete! Cuando la carne haya perdido el color transparente, estará listo y podrás servir este riquísimo arroz. Si quieres ver más recetas con marisco y pescado para inspirarte pincha aquí.


Bogavante al Horno

En Gallina Blanca somos muy fans de las recetas al horno, es por eso que siempre intentamos darte alguna receta apara hacer de este modo, en el caso de hoy te presentamos un bogavante al horno que va a gustar a toda la familia.

Para cocinar bogavante al horno, antes de nada, hay que poner en una olla a hervir agua. Siempre es mejor usar agua de mar para tener un buen sabor, pero, como no todos tenemos la suerte de vivir en un lugar costero, se soluciona echando 70 gramos de sal por cada litro de agua. ¡Y listo!
Cuando hierva el agua, añadimos los bogavantes dejándolos cocer durante 8 minutos hasta que su carne esté tierna. Sácalos y deja que se enfríen. Ahora abre los bogavantes con un cuchillo afilado: empieza por el caparazón y termina por la cola. Después pártelos por la mitad y así nos quedan 4 trozos separados para cada comensal.

Colócalos con la carne abierta hacia arriba en una bandeja de horno. Rocía con aceite y con pimienta y deposita unos daditos de mantequilla. Cocínalos dentro del horno a 180º durante unos 12 minutos. Pasado ese tiempo, sácalos del horno y pasa a envolverlos en papel de aluminio, así logramos que se terminen de hacer con el calor residual y que sea luego más fácil quitarles la carne. Déjalos unos minutos.
Es el momento de quitarles la carne de dentro a los bogavantes. Cuando retires su carne, trocéala. Guárdala y limpia los caparazones que usarás para rellenar.

Ahora hacemos la sala: pon a calentar mantequilla en un cazo y sofríe la escalonia que habrás partido a trocitos pequeños. Cuando esté pochada, añade el brandy y remueve bien con una cuchara de madera. Deja reducir. Añade una cucharada de tomate frito y mézclalo todo. Después, echa la nata y que todo hierva bien mezclado unos minutos. Suma la pastilla de Avecrem Pescado desmenuzada para potenciar el sabor. Verás que dándole vueltas con la cuchara de madera ya empieza a coger textura de salsa.

Ya casi estamos. Mezcla la carne de los bogavantes con la salsa y rellena los caparazones. Cubre con más salsa por encima y con un poco de queso emmental. Para finalizar, gratina unos 5 minutos. ¡Lo tenemos! Sirve y disfruta de este sabroso bogavante al horno en tu velada familiar. Si te ha gustado esta receta de bogavante, te recomendamos estas de langostinos.


Recetas de Sopa y Calderetas de Bogavante

Para acabar con las recetas de bogavante queremos hacerlo con una caldereta de bogavante. Un plato muy típico de las islas baleares. Para una rica, riquísima caldereta de bogavante, el secreto está en la picada. Por supuesto que la materia prima importa, que cuanto más frescos y más gorditos estén los bogavantes, más rica te quedará esta receta de caldereta de bogavante, pero la picada le dará el sabor que en ocasiones puede faltarle al marisco.

El primer paso para preparar esta picada es, en una buena cazuela, tostar dos dientes ajos hasta que comiencen a tener un color dorado. Sigue tostando las almendras y el pan. Y todo esto lo majas en un mortero para tener una masa ligeramente grumosa y riquísima que se añadirá al sofrito de la caldereta en pasos posteriores.

Sigue sofriendo las cebollas cortadas en juliana, en láminas finitas. Para que esta sude toda su agua y así elimine sus sulfitos, que pueden irritar tu sistema digestivo. Cuando hayan pasado un par de minutos al fuego, añade un pellizco de sal para aumentar la deshidratación de la cebolla y, una vez haya perdido su turgencia, añade el ajo bien laminado para que se dore de manera homogénea, junto a las cabezas y las pinzas del bogavante. Vierte un vaso de cognac y deja que reduzca.

Una vez la cebolla haya adquirido parte de ese color caramelo tan característico del cognac, añade el Tomate Frito Gallina Blanca y la carne de los pimientos ñora. Ojo, porque esta carne dará un ligero toque picante al guiso, y si te pasas. Ten preparado un vaso de leche para bajar el picor. Moja el sofrito que has conseguido con el Caldo Casero de Pescado Gallina Blanca y deja que el chup, chup de este fumé haga que los sabores se combinen de una manera deliciosa y delicada. Tras diez minutos, agrega las anillas del bogavante y cocínalas durante 3 minutos.

¿Todo listo para el momento de la verdad? Toca añadir la picada, esa que has preparado con las almendras y el pan frito, a este guiso. Una vez esté incorporada al resto de ingredientes, deja que se cocine durante 4 minutos en la cazuela, para que de sabor y se distribuya correctamente por toda la caldereta de bogavante.
Ahora, ¡ya solo queda emplatar y que disfrutes de esta riquísima y fácil caldereta de bogavante! Si quieres animarte con recetas con langostinos puedes mirarlas aquí.

Arroz con bogavante

Arroz con bogavante

El arroz con bogavante es uno de los platos estrella en muchas mesas cuando hay algo que celebrar. Es ideal, por ejemplo, para la cena de Nochebuena o la comida de Navidad, donde el marisco suele ser el protagonista.Se trata de un plato exquisito de textura melosa, en el que el arroz queda impregnado con el aroma a mar que desprende el bogavante...
receta_arrozconbogavante_youtube_gallinablanca

Arroz con bogavante

Con esta receta de arroz con bogavante vas a impresionar a tus invitados. Se trata de una receta tradicional mediterránea que logra hacer disfrutar a toda la familia y todos los amigos. Aunque se trate de un plato muy típico de la costa mediterránea, está tan rico que se cocina en todas partes. ¡No hay quien se resista a su sabor! Para esta...
Bodegón de arroz con bogavante sin producto

Arroz meloso con bogavante

El arroz meloso con bogavante valenciano es simplemente sublime. Así es este plato tradicional mediterráneo por lo fácil, nutritivo y exquisito que resulta. ¡Hoy comemos arroz con bogavante!&nbsp...
Arroz meloso con bogavante con producto

Arroz meloso de bogavante

La receta arroz meloso con bogavante es una de las más exquisitas de nuestro repertorio gastronómico. Si quieres aprender cómo hacer arroz con bogavante meloso, te contamos paso a paso cómo elaborarlo para que te conviertas en el rey de los mares, y de la cocina. ¡Ya verás cómo no tiene ningún misterio si sigues esta receta paso a...
Emplatado con producto bogavante al horno

Bogavante al horno

¿No sabes cómo darle magia a tu plato de marisco? Esta receta de bogavante al horno va a enamorarte en un plisplás. ¡Buenísima!...
Caldereta de bogavante

Caldereta de bogavante

¿Langosta o bogavante? Un debate abierto que depende de dos grandes argumentos: precio y gusto personal. La langosta tiene un sabor más fino y delicado, mientras que el bogavante tiene un sabor mucho más contundente, con más personalidad y que encaja perfectamente con sabores como los que usamos en esta receta de caldereta de bogavante. Un...
Sopa de bogavante

Sopa de bogavante

El bogavante es un crustáceo marino que además de tener un sabor exquisito cuenta con un valor nutricional importante    que nos aporta la mayoría de aminoácidos esenciales gracias a su riqueza en proteínas, vitaminas y minerales...

Únete a la comunidad de Gallina Blanca

Rellena este formulario y recibe en tu correo electrónico ideas de recetas para tus menús diarios, novedades de productos, promociones, contenidos exclusivos y mucho más. ¡No te pierdas nada!

 

 

 

*Campos obligatorios