Los canelones son una pasta enrollada en forma de cilindro rellena, generalmente, de carne aunque también se pueden rellenar de otros ingredientes como verduras o pescado. A pesar de su origen italiano están plenamente incorporados en nuestra gastronomía, en especial en la catalana, siendo muy tradicional el hecho de prepararlos para “San Esteban” (el 26 de diciembre) en esta comunidad autónoma. La forma de cocinar este plato es al horno porque se debe gratinar y así quedan dorados y crujientes.  

Canelones clásicos, de atún, de berenjenas, con jamón, con setas, con salmón… Te vamos a enseñar muchas y muy variadas propuestas para preparar este delicioso plato. Tanto si acabas de ponerte a experimentar en la cocina como si tienes alma de cocinero podrás seleccionar, entre todas las recetas de canelones que encontrarás aquí, aquella que mejor se ajuste a tus gustos y a tus habilidades.  

Ver más...

Explora el recetario, escoge aquel plato de canelones caseros que prefieras, compra los ingredientes y ponte manos a la obra. Antes de que te des cuenta tendrás servida la mesa con esta deliciosa comida que hará las delicias de tus invitados y las tuyas.  

¿A qué esperas? Si quieres que ruja el estómago de tus invitados no lo pienses más y ponte a ello: seguro que la próxima vez que os reunáis te preguntarán por aquel exquisito plato de canelones que les preparaste.  

Antes de descubrir todas las recetas de canelones, te proponemos que le eches un ojo a nuestro repertorio de recetas con carne picada, con atún o con recetas con caldo. ¡Te van a enamorar! 

Receta destacada

Canelones de Navidad tradicionales

(4)

Los canelones de Navidad tradicionales son un plato que nunca debe faltar en estas fechas. Cremosos y con un relleno espectacular, toda la familia se chupará los dedos.

 

Ver Receta...

Ingredientes

  • 1 paquete

    Canelones El Pavo

  • 1 sobre de

    Mi Salsa Bechamel

  • 30 g de mantequilla
  • 70 g de emmental rallado
  • 200 g de jarrete de ternera
  • 1 muslo de pollo deshuesado
  • 200 g de carne magra de cerdo
  • 100 g de cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • 1 copita de brandy
  • 4 hígados de pollo
  • 1 chorrito de aceite de oliva
  • 20 g de pimienta
  • 20 g de nuez moscada
  • 1 cucharada de

    Tomate Frito Gallina Blanca

  • 200 ml

    Caldo Casero de Pollo 100% Natural

  • 40-60 min
  • Media
  • 4 personas
Emplatado con producto canelones navidad tradicionales

Canelones de carne

¿Te gustan los canelones de carne? ¿Quieres ideas para rellenarlos súperricos?  

Unos clásicos son los rellenos de carne picada, se llegan a convertir en el centro de todas las miradas y gustan a todos. La receta que te destacamos te hará triunfar en cualquier cena, te ayudará a brillar y a sobresalir como un anfitrión de lujo. Su cremosidad y su sabor son un acierto seguro, ya que la mezcla de carnes de cerdo pollo y ternera construye un sabor redondo, coronado gracias a las notas de aroma y sabor del brandy y del vino de jerez, que contribuirán a darle un dulzor y sabor especial a las carnes, por lo que el sabor será mucho más complejo, combinándolo con el juego de texturas de la bechamel y el queso gratinados.  

Esta es una opción pero en general esta pasta aporta muchos beneficios. Solo el gluten que lleva la pasta -aunque hay opciones sin gluten- ya nos brinda una buena cantidad de proteínas. Además tienen la cualidad de ser muy combinables con otras, ya sean de origen animal o vegetal. Esta condición y el bajo contenido de grasas otorgan a la pasta la ventaja de ser un alimento muy compatible con otros, como ocurre con cualquier pasta rellena y en especial con los canelones, ya que puedes hacer canelones de carne, canelones de verdura y muchos más, con todos lograrás un plato que además de completo y exquisito puede resultar muy elegante.  

¿Y sabes cómo hacer canelones? ¡En nuestras recetas te lo contamos! Preparar este completo plato no tiene mucho misterio, ya lo verás. En esta página encontrarás decenas de recetas de canelones fáciles y rápidos de hacer, así cuando tengas invitados podrás elegir entre preparar unos canelones de pollo u optar por unos canelones de espinacas si tus comensales son vegetarianos. La técnica de enrollarlos y combinar alimentos la vas a dominar. 

Las recetas de canelones de verduras están riquísimas. Es que el relleno es una de las cosas más buenas con las que puedes hacerlos. ¿Te apetecen unos de espinacas? ¿Y has probado los de puerro? No te queremos decir nada, pero los de acelgas y alcachofas están increíbles.  

Se recomienda consumir pasta de una a tres veces por semana y como es un alimento versátil ofrece varias formas y alternativas para ser incorporada a una dieta habitual. Sobre todo es muy necesaria para las personas que requieren de una mayor fuente de energía, ya sea por una gran actividad física o por encontrarse en una etapa de pleno desarrollo, como ocurre con los niños y con los adolescentes.  

Las pastas de calidad están elaboradas con harinas obtenidas del endospermo, una parte del grano del trigo duro, típico de la zona del Mediterráneo. El endospermo le otorga a la pasta la capacidad de ser maleable por su riqueza en almidón y gluten, pero al desechar otras partes del trigo se pierde gran parte de las vitaminas B. Las denominadas pastas enriquecidas o fortificadas suelen recuperar estas proteínas mediante el añadido de germen de trigo, harina de soja, levadura de cerveza, leche desnatada en polvo o con preparados que contienen hierro y esas vitaminas B.  

Las pastas hechas con trigo común también incorporan huevo para lograr una consistencia necesaria para poder ser moldeadas; y las que son de color tienen verduras trituradas, generalmente zanahoria, tomate o espinacas, que además de sabor -en algunos casos- aportan fibras, minerales y vitaminas. Las más ricas ricas en estos elementos son las integrales. Si bien las pastas están contraindicadas para las personas celíacas o para las que poseen intolerancia al gluten, por la notable presencia de este, también existen variedades producidas sin gluten. 

¿Sabes cómo hacer canelones de marisco?  

Échale un ojo a los de pescado y marisco o los de rape y gambas. Otros facilísimos son los de rape y langostinos. Basta con hervir durante seis minutos aproximadamente el rape y los langostinos en caldo de pescado, sazonar a gusto con sal y pimienta y picarlo todo. Luego añade dos huevos duros picados, dos cucharadas de salsa bechamel y mezcla. Así ya tienes el relleno para armar, con las placas previamente hidratadas, los canelones. Colócalos en una fuente para horno, cúbrelos con salsa bechamel y el queso rallado para gratinar.    

Con este ejemplo ya has podido comprobar que los canelones rápidos existen y están buenísimos. ¡Quedarás como un auténtico chef, porque los canelones caseros gratinados son un placer!  

Tienes que probar a hacer también los rellenos de atún. Para elaborar esta receta rehoga primero en una cazuela el contenido de un bote de sofrito de tomate y cebolla, añádele 100 gramos de champiñones y déjalo cocer hasta que el agua se evapore. A continuación, incorpora el atún en aceite, un par de huevos duros previamente picados y dos cucharadas de extracto de tomate. Retira la cazuela del fuego, añádele el queso rallado -el gruyère es ideal- y remuévelo todo, recuerda que para no dañar la cazuela debes hacerlo con una cuchara de madera.  

Remoja las placas de canelones, luego pon el relleno y enróllalos. Cubre entonces los canelones con salsa bechamel, dos sobres preparados en un litro de leche es suficiente, espolvorea con queso rallado y ponlos en el horno para gratinar.  

¡Tienes el paso en paso en cada receta y verás que tiene cero dificultades!