Para empezar, vamos a enseñar como prepara un tradicional caldo de puchero. Es difícil encontrar una idea mejor y más sabrosa para combatir el frío que tomarse un puchero casero, ¿estás de acuerdo? Hoy lo vamos a hacer al estilo andaluz con este caldo de puchero. Este plato lleva, por un lado, multitud de verduras como los nabos o las patatas, y, por otro, carne de tocino, de cerdo y de gallina para que sea más sustancioso. Y para que el caldo sea aún más completo se le añaden garbanzos y fideos.

Ver más...

Como ves es una receta ideal para comer en familia, con variedad de ingredientes y como siempre suele sobrar es perfecta para la cocina de aprovechamiento. El caldo del puchero lo podemos hacer servir para una sopa o un arroz y las pechugas de gallina para unas croquetas. ¡Anímate a prepararlo!
Lava los huesos y la carne. Pela la zanahoria, el puerro, la patata, el nabo y el apio y córtalo en trozos grandes. Pon en una olla las verduras junto con la carne, los huesos y la pastilla de Avecrem y déjalos hervir unas 2 horas a fuego muy lento, quitando la espuma de la superficie.

Cuela el caldo del puchero y devuélvelo al fuego. Añade un puñado de garbanzos y los fideos. Deja cocer hasta que estén tiernos y pon el caldo a punto de sal. Hierve los huevos 12 minutos en agua. Pélalos y trocéalos. Añádelos a la sopa. Sirve la sopa de fideos y garbanzos por un lado y en otro plato las carnes y verduras. ¡Esperemos que te haya gustado esta primera receta!

Receta destacada

Caldo de Puchero

(19)

Es difícil encontrar una idea mejor y más sabrosa para combatir el frío que tomarse un puchero casero, ¿estás de acuerdo? Hoy lo vamos a hacer al estilo andaluz con este caldo de puchero. Este plato lleva por un lado, Ver Receta...

Ingredientes

  • 200 g de garbanzos cocidos
  • 200 g de fideos finos
  • 1 pastilla de

    Avecrem Caldo de Pollo

  • 1 hueso de costilla de cerdo salada
  • 1 trozo de tocino fresco salado
  • 1 hueso de espinazo salado
  • 1 pechuga de gallina
  • 1 pizca de sal
  • 0,5 manojo de apio
  • 2 huevos
  • 1 hueso blanco salado
  • 1 zanahoria
  • 1 patata
  • 1 puerro
  • 1 nabo
  • > 60 min
  • Media
  • 4 personas

Recetas con Caldo de Carne

Cuando llegan los días fríos de otoño e invierno apetecen mucho más los platos de cuchara: potajes, sopas, purés, estofados, guisos... ¿No te parece? Y no es extraño, ya que son comidas reconfortantes, que nos hidratan, sacian y además resultan muy completas para comer variado y en un plato único.

La que te proponemos hoy es una auténtica delicia que no podrás esperar a probar: caldo con garbanzo y pasta. Una receta variada y nutritiva con verduras, legumbres y pasta. ¿Qué más se puede pedir? Pues más allá que está buenísima es un caldo muy sencillo de preparar, perfecto para tomar cualquier día y apto para toda la familia.

Pela y corta la cebolla; limpia el ajo. Por otra parte, rompe la pasta y enjuaga los garbanzos remojados. En una olla, dora la cebolla y el ajo; añade los garbanzos, agua y el Avecrem Caldo de Pollo. Continúa la cocción durante 25 minutos. A continuación, añade la pasta, agrega el romero y sazona con pimienta. Cocina durante otros 15 minutos. Luego sirve.

Te recomendamos el siguiente truco para este plato. Para la realización de esta receta de caldo con garbanzo y pasta se utiliza pasta corta. Pero si no tienes de este tipo en casa también puedes utilizar pasta larga y cortarla hasta el tamaño correcto.
Uno de los usos más conocidos de Avecrem es desmenuzar una pastilla de Avecrem Caldo de Pollo en el agua en la que vas a cocer la pasta. Es aporta no solo la sabrosidad de la sal, sino que también permite añadir matices de sabor. Hay recetas en las que la pasta debe cocerse en leche o en caldo de pollo. Con nuestra pastilla consigues redondear una receta de pasta y, encima, la haces perfecta para poder consumirla en crudo con un chorrito de aceite. ¡Te recomendamos que lo pruebes!

Recetas con Caldo de Pescado

Un plato muy típico de nuestro recetario y 100% marinero es la sopa de pescado. No hay una regla escrita sobre que materias primas son las mejores para hacerla y, por tanto, se adapta a cualquier tipo de paladar y bolsillo.
Para empezar pon en un cazo tres cucharadas de aceite de oliva. Incorpora el sofrito de tomate y cebolla y una hojita de laurel. Añade el coñac y deja evaporar. A continuación, añade el caldo de pescado y deja hervir durante unos minutos.

Añade la merluza, las gambas, las almejas, la pastilla de Avecrem Dúo Paella de Pescado desmenuzada y el pimentón dulce. Deja cocer hasta que se abran las almejas y sirve la sopa muy caliente.
Tu sopa de pescado sencilla puede ser algo más completa si añades un sofrito de verduras, añadiendo en el paso 1 tomates y zanahorias, con algo de vino blanco y el zumo de un limón. Te quedará sabroso y añadirás algo de verdura a esta sopa de pescado fácil y rápida, pero sin aumentar su dificultad.

También puedes optar por esta receta. Se pone en una olla grande el litro de Caldo de Pescado Gallina Blanca, la pastilla de Avecrem Caldo de Pescado -30% de sal, y 1/2 litro de agua, se lleva a ebullición, se pone dentro la merluza y el rape y se deja hervir hasta que estén descongelados.
Se sacan del caldo y se limpian y desmenuzan, se unen al resto de los ingredientes en un plato y se reserva. Se abren las latas y se añade el caldito que traen al caldo y se le añade una buena rama de perejil, se deja hervir unos 5 minutos.
Después añadimos todos los pescados y mariscos y se deja todo el conjunto otros 5 minutos añadiéndole los fideítos y unas hebras de azafrán. Se rectifica de sal si hace falta y se sirve bien calentita.

Recetas con Caldo de Verduras

No hay nada mejor que una deliciosa sopita ahora que empiezan a bajar las temperaturas. Y es todavía mejor si es una sopa de verduras casera llena a rebosar de vitaminas para enfrentarnos a los resfriados. ¡Apunta los ingredientes y ten lista tu mejor olla!
Para hacer una deliciosa receta de sopa de verduras casera, vamos a comenzar cortando todas las verduras. La cebolla, la zanahoria, el nabo y el calabacín córtalas en dados. Para ello, córtalas por la mitad para tener una base firme sobre la que ir cortando. Así, corta la cebolla, la zanahoria y el nabo en bastones y los bastones a su vez trocéalos horizontalmente en pedazos de más o menos un centímetro. Resérvalas y nos ponemos con los ajos tiernos. Estos los cortamos en rodajas, mientras que en el caso del brócoli los iremos separando en ramitos. Y listo. ¡Con todo esto ya preparado ahora nos ponemos a cocinar!

Lo primero que tenemos que empezar a hacer es calentar el aceite en una olla. Cuando haya cogido algo una buena temperatura, añade la cebolla y cuando esté dorada incorpora los ajos tiernos cortados a rodajas. Cocina esto durante 4 minutitos y vierte las dos cucharadas de tomate rallado. Deja que el tomate se cocine durante 10 minutillos removiendo de cuando en cuando para que todo se cocine de forma homogénea y además no se peguen los ingredientes.

En este caso, para darle sabor a nuestra deliciosa sopa usamos tomate y ajo, pero existen muchas opciones como son las hierbas aromáticas. Si eres de los que disfrutan de los sabores balsámicos y potentes esta sopa de verduras con hierbas te va a encantar. Pero no acaba aquí porque una de las hierbas más ricas de nuestro recetario es el tomillo, y si la añades en una sopa como en esta sopa de verduras con tomillo te quedará supersabrosa.

Ahora, vierte el caldo de verduras y las hojitas de tomillo. Mientras esperas a que rompa a hervir corta las judías verdes al bies. Una vez empiece a burbujear, añade las zanahorias y espera a que comience a cocinarse. Es hora de añadir nuestro otro tubérculo: el nabo. Deja que la zanahoria y el nabo se cocinen durante unos ocho minutitos y entonces ya podrás añadir las judías verdes a tu sopa de verduras casera.
¡Estamos acabando! Solo nos queda añadir los ramos de brócoli y el calabacín y tu plato estará lista. El orden es importante, ya que las verduras que estamos usando tienen diferentes puntos de cocción y si añades antes el calabacín y el brócoli te quedarán muy blandos y sin textura y esto no es nada recomendable. Ahora solo queda emplatar en un cuenco y listo. Si quieres mas recetas de cremas pincha aquí.