Recetas Sopa

La sopa es uno de los alimentos más típicos de nuestra dieta. Es un alimento tan tradicional que podemos encontrar una variedad de recetas realmente increíble y, en la mayoría de ocasiones, están para chuparse los dedos.

Entre las recetas que encontrarás a continuación, podrás encontrar aquella apetitosa sopa de la abuela que tanto te gustaba de pequeño. También podrás descubrir versiones más modernas de este tradicional alimento que te ayudarán a darle un nuevo enfoque a tus sopas probando nuevos ingredientes.

La sopa es una comida muy versátil por diversos motivos. En primer lugar, es un estupendo primer plato en las comidas. Se puede preparar de forma ligera para dejar sitio al segundo, evitando tener una sensación de pesadez el resto de la tarde. En segundo lugar, encaja a la perfección en nuestras cenas. Como todos sabemos, no es conveniente pegarse un gran atracón de comida antes de irse a dormir. Prepara tus sopas con jamón, verduras e incluso acompañadas de bacalao.

Por otra parte, poder servirlas frías o calientes, hace que se puedan preparar en estaciones del año totalmente opuestas. En verano, siempre apetece una sopa bien fresquita para no abochornarnos con el calor. En cambio, en invierno, no hay nada más rico que una buena sopa calentita para contrarrestar el frío.

No podemos olvidar tampoco, lo bien que sienta una sopa para celebrar la Navidad con la familia y los más cercanos.

Los beneficios de tomar la sopa

Las sopas calientes o frías no sólo nos ayudan a templar la sensación térmica de nuestro cuerpo, sino que también lo hidrata, ya que en sus diferentes composiciones el principal ingrediente, el caldo, lleva una gran presencia de agua. De manera que así surge el primer fundamento para considerarlas un plato saludable. Otro es que, tantos los ingredientes que se han utilizado para la elaboración del caldo como los incorporados a la sopa después, nos brindarán un gran valor nutritivo en cuanto a aporte de vitaminas, minerales, hidratos, proteínas, fibra y otros nutrientes.

La sopa, al tener mucha agua, generalmente posee una densidad calórica baja, poca cantidad de calorías en relación al volumen del plato, es decir que sacia el apetito con un bajo valor calórico. Esto favorece el funcionamiento del estómago, ya que lo mantiene relajado. Por esta razón, la sopa suele estar muy presente en las dietas de adelgazamiento.

Sugerencias para una sopa más rica y nutritiva

Además de lo saludable que resulta una sopa por los nutrientes de los ingredientes que lleva el caldo podemos aumentar sus beneficios y valor nutritivo con los que le añadimos a nuestras recetas de sopas fáciles. A continuación te mostramos , como ejemplos, algunos de los ingredientes que se pueden utilizar.

Legumbres: al incluirlas en nuestra sopa aumentará su valor en fibra, minerales y proteínas. Muy recomendables en sopas frías, como la de garbanzos.

Cereales y/o pastas: la incorporación de distintas pastas o fideos, algunos elaborados específicamente para sopas; cereales, como avena o arroz; o quinoa, aumentan el valor calórico de la sopa, pero seguirá siendo una comida ligera, sobre todo, si se consume como plato único. Un ejemplo es la sopa de miso, una pasta fermentada que además de soja muchas veces suele incluir algún tipo de cereal.

Frutos secos picados o semillas: añadir estos ingredientes no solo se notará en la textura de la sopa, sino también en su mayor aporte de vitaminas, minerales y fibra.

Carnes: Siempre y cuando se opte por carnes magras, como las de conejo, aves, o algún corte de ternera, se aumentarán los beneficios y el valor nutritivo del plato. Para agregar la carne, como ingrediente, es importante que sea en forma de pequeños dados o bien desmenuzada, como lo suelen indicar las recetas de sopa de pollo o de sopa de pescado.

Quesos y huevos: Además de nutrientes le aportarán sabor y textura. Entre los quesos para añadir a las sopas siempre es aconsejable elegir alguno de los que tienen un contenido bajo en grasas. Los huevos son un ingrediente irremplazable en la tradicional sopa castellana, quizás una de las menos ligeras.

La gran posibilidad que nos ofrecen las recetas de sopa es la de combinar diferentes ingredientes de manera fácil y económica. Además, durante todo el año se pueden preparar recetas de sopas sencillas aprovechando los distintos ingredientes que nos brinda cada estación temporal, y se logran platos de una gran variedad, sobre todo de alimentos, pero también de sabores, texturas y colores.

Estos últimos suelen resultar una variable muy eficaz para los más pequeños, que suelen ser los más reacios a la hora de tomar la sopa. Los colores llamativos suelen seducirlos más, probablemente estén más dispuesto a degustar una sopa de tomate, que una sopa de cebolla. Entre otras características que potencian o dan más fundamentos al consumo de las sopas están las de ser aptas para personas de cualquier edad y para personas con diferentes necesidades fisiológicas; y que son de fácil y rápida preparación, sobre todo, cuando se utiliza un caldo ya elaborado, como los de Gallina Blanca.

Sopas fáciles para disfrutar de este gran plato sin complicaciones

Es verdad que mucha gente considera la sopa como un plato algo aburrido. No obstante, es obvio, que todo lo que se hace siempre de la misma manera, probablemente, en algún momento aburrirá. La clave está en la variedad. Y las sopas nos la ofrecen. Puedes elaborar una sopa de verduras de una manera o, con casi los mismos ingredientes, una sopa juliana. Si quieres un entrante para abrir el apetito tienes la opción de una sopa de ajo. Si prefieres un plato con un punto más de sofisticación puedes servir a tus comensales con una sopa de marisco.

Como estos ejemplos, en esta página, tienes muchas recetas más y para todos los gustos. Además incluyen el paso a paso para que te queden estupendas. Descúbrelas ahora y sorprende a tu familia y amigos cocinando exquisitos platos de sopa que seguro que querrán repetir. Os encantarán, ¡que los disfrutéis!

El ajo es uno de los alimentos que podemos encontrar en más platos de nuestra gastronomía. Aunque su origen parece encontrarse en Asia, desde que se importó ...
La sopa de tomate es un alimento característico de algunas comunidades de España, como Andalucía o Extremadura, pero también es un alimento tradicional en ...
La sopa de pescado es uno de los platos más representativos de la gastronomía de nuestro país. Hemos crecido desde pequeños con las deliciosas sopas ...
Las recetas de sopa de cebolla han pasado de generación en generación en la gastronomía mediterránea. ¿Quién no ha disfrutado de un delicioso plato de ...
Cuando llega el verano y se acerca el calor, no hay nada mejor que refrescarse con unas estupendas sopas frías. Hay de muchos tipos, son de los más ligeras y ...
La sopa de pollo es la más típica de todas. ¿Quién no ha disfrutado de un delicioso plato de sopa de pollo? Por ser tan tradicional, existen multitud de ...
La sopa de castellana, nace en la región española que le da nombre a la receta, por parte de los tradicionales pastores. Se realiza de una forma muy similar ...