Sopa de picadillo

(10)
  • < de 10 min
  • Fácil
  • 4 personas

Hoy vamos a ver cómo hacer una sopa de picadillo. Cuando llegan los meses de invierno, nos apetecen platos que nos hagan entrar en calor. Una buena sopa es siempre ideal para reconfortarnos. Para hacerla más completa el truco está en recurrir a los toppings, estos ayudan a aportar un poco más de consistencia a la sopa y a hacer de ella un plato más nutritivo.
 
En la sopa que preparamos hoy, utilizaremos nuestro Caldo Casero de Pollo 100% Natural para elaborarla. Le añadiremos garbanzos, arroz, patatas, caldo y como toppings jamón y huevos cocidos.
 
No hay nada mejor que una buena sopa hecha con una de las variedades de nuestro Caldo Casero.
 
Como sabrás esta sopa es típicamente andaluza y el nombre de este plato, como seguramente intuyes, viene de los tropezones que suele llevar, ya que van todos muy picados. El nombre del plato le viene de los tropezones que suele llevar, todos muy picados.
 
Lo habitual es carne de pollo, trocitos de jamón, huevo duro y fideos, aunque según la zona de Andalucía donde se prepare, es posible encontrar trocitos de zanahoria, arroz cocido u otros ingredientes, servidos dentro de la sopa o en cuencos aparte para que cada uno se los pueda añadir a su gusto. Al final esta es una sopa que, como muchas, es de aprovechamiento, así que podemos echarle los ingredientes que en ese momento tengamos por casa. Así que prepara los ingredientes para la receta y ponte manos a la obra, seguro que te va a encantar ¡Ya nos contarás como te ha quedado! Mira estas otras recetas de sopas

Ingredientes para Sopa de picadillo

Cómo hacer Sopa de picadillo

  • Empezamos con la sopa de picadillo andaluza. Primero prepara los huevos duros. Para hacerlo, pon un cazo con agua en el fuego con los dos huevos. El agua debe cubrir completamente los huevos. Déjalos durante 10-12 minutos y apaga el fuego. También te recomendamos que saques los huevos de la nevera un tiempo antes de cocerlos. Ahora quitamos la cáscara a los huevos duros y picándolos finitos con un cuchillo fino o con un rallador. Reserva de momento.
     

  • En una olla, pon a calentar el caldo con la hierbabuena a fuego suave con la tapa puesta durante unos 5 minutos. Sigamos con la sopa de picadillo. Ahora añade el jamón, los huevos picaditos y los fideos y deja cocer según las indicaciones del paquete de pasta. ¡Seguimos!
    Los picatostes puedes comprarlos en el supermercado o bien hacerlos tú mismo en casa. Si deseas hacerlos tú, deberás cortar el pan en cuadraditos pequeños y de tamaño similar y luego freírlos en una paella con abundante aceite.
     
     

  • Ya casi estamos con la sopa de picadillo. Retira cuando esté doradito y crujiente. Cuando la pasta esté lista, sirve en boles o platos hondos y decora con los picatostes justo antes de comer, así se quedarán crujientes. Añade una ramita de hierbabuena para darle un toque de frescor final. Y, ¡lista! ¡A disfrutar de esta sopita! Esperemos que te haya gustado esta sopa de picadillo y que nos cuentes qué te ha parecido si la pruebas. No dudes en compartir los resultados con nosotros en nuestras redes.
     
     

  • Si te gustan las comidas regionales, te recomendamos que eches un ojo a nuestra página web, donde encontrarás muchísimos platos de distintas partes de España además de esta sopa de picadillo. Por ejemplo, un guiso de habas, un plato típico de la gastronomía murciana o un delicioso puchero andaluz. Y si te apetece algo más exótico, te animamos a darle una oportunidad a la sopa china o a las fajitas de pollo mexicanas. ¡Todas están espectaculares!

Valora esta receta

Consejos para cocinar Sopa de picadillo

Para la sopa de picadillo puedes utilizar huevos pero, no todos los huevos llevan la fecha de caducidad impresa. Si no recuerdas cuándo compraste los que tienes en casa hay un truco que nunca falla: sumérgelos en un vaso lleno de agua; si quedan en el fondo son frescos; sin embargo, si flotan es posible que lleven demasiados días en el frigorífico. Además, te recomendamos que para hacer esta y otras sopas utilices nuestros Caldos Caseros, verás que te sacan de muchos apuros además de que están riquísimos y son muy fáciles de preparar. Puedes escoger entre muchas variedades que te ayudarán a elaborar tus platos. Además, no hace falta que los utilices solo para las recetas con sopa, sino que también puedes añadir nuestro caldo a otras recetas para darles ese sabor y toque tan especial. Mira estas otras recetas para comidas y almuerzos.

Truco destacado de la receta
Recetas variadas

Recetas para todos los días de la semana