Formas de cocinar el pollo

(3)

Es una de las carnes más asequibles del mercado, ya no sólo por su precio, sino también por su flexibilidad a la hora de adaptarse a infinidad de platos muy diferentes. 

En el caso de los caldos, sopas y consomés se suelen usar las partes que no se suelen comer, como el cuello o las carcasas, pero que guardan todo el sabor del alimento. Como puedes comprobar son infinitas las formas de cocinar la carne de pollo, pero te proponemos algunas de las más extendidas en nuestra gastronomía.

A la plancha y rebozado 

Uno de los platos estrella a la hora de cocinar el pollo son las pechugas a la plancha, este plato, aunque básico, es fácil de preparar y muy sano. Sin embargo, no porque sea saludable tiene que ser aburrido, ¿has probado de cocinar las pechugas en el microondas? Es una técnica que no supone mucho esfuerzo y que te permite tener un plato muy vistoso y apetecible en pocos minutos. Solo tendrás que introducir las pechugas en un recipiente o bolsa apta para el microondas junto con el adobo y el acompañamiento, unas verduras frescas pueden ser una excelente guarnición. Y, en diez minutos, tienes lista la comida.

Si bien otra forma muy extendida de cocinar las pechugas es rebozándolas. No es una opción tan saludable pero resulta igual de gustosa. Antes de rebozarlas puedes sazonarlas con Avecrem Caldo de Pollo, ganarás en sabor y, junto a un rebozado crujiente, disfrutarás de un plato sencillo y exquisito.

recetas fáciles de pollo recetas fáciles con pollo

 

Estofado casero

Esta forma de cocinar el pollo es una de las que nos transportan a nuestra infancia. Plato de cuchara por excelencia y dominado con maestría por nuestras madres y abuelas, es una opción perfecta a la hora de cocinar carnes. Al hacerse a fuego lento y en una cocción prolongada, los alimentos quedan más melosos y aromatizados. Esta receta de estofado de pollo con patatas es más ligera que otros guisos al incorporar una base de verduras y utilizar un carne poco grasa como la del pollo. Porque con los guisos caseros también podemos mantener nuestra figura.

pollo al horno

Horneado y con condimento

Otra de las partes del pollo más apreciadas, sobre todo, para los más jóvenes son las alitas. Las podemos hacer fritas, rebozadas o a la brasa con salsa barbacoa. Son siempre crujientes y jugosas y, por ello, resultan una aperitivo perfecto para compartir en reuniones de amigos. Algo más saludable es hacerlas al horno como en esta receta, lo importante es limpiarlas bien y adobarlas con especias, ajo, perejil, vino y una pastilla de Avecrem Caldo de Pollo. Al horno y en menos de una hora ya tienes un snack rico, rico.

pollo al horno

¡Sé creativo!

Hasta ahora hemos hecho un repaso de las formas más comunes y que dan mejores resultados a la hora de preparar el pollo. Pero la cocina también es innovación, creatividad e imaginación. ¿Te apetece probar nuestro Pollo con verduras? pero si estás dispuesto a sorprender a tus invitados con un plato excepcional no puedes dejar de probar el Pollo relleno de setas con costra de patata y puré de coliflor. Una auténtica delicia!

pollo pollo
recetas fáciles de pollo ensalada

 

En la mesa también podemos jugar con los alimentos, es decir, presentar un plato que parezca lo que no es o combinar dos tipos de carnes que crearán un contraste delicioso como esta receta de Rollitos de Pollo rellenos de jamón serrrano. Pero tampoco hay que olvidar las deliciosas ensaladas que tienen al pollo como ingrediente principal una muestra es esta Ensalada de patata y pollo.

Y desde luego, el pollo es un muy buen ingrediente en recetas para picotear como unos Wrap de pollo y champiñones o un Sándwich de pollo unas propuestas ideales para compartir con los más pequeños. ¿Y que me decís de una deliciosa Empanadilla de pollo? Para chuparse los dedos.

pollo bocadillo de pollo pollo

 

Y, para ti, ¿cuál es la mejor forma de cocinar el pollo?

Valora este artículo