Guiso de raya con patatas en amarillo

(10)

La raya es un pescado blanco muy sabroso y saludable, prácticamente sin contenido graso. ¿Sabes cómo puedes cocinarlo? Te proponemos esta receta de guiso de raya con patatas en amarillo que es un auténtico manjar. ¿Empezamos?

  • 40-60 min
  • Fácil
  • 4 personas

Ingredientes

  • Con Avecrem, ¡triunfas!

Cómo hacer Guiso de raya con patatas en amarillo

  • Lo primero que tenemos que hacer en esta receta de raya guisada es pedir en la pescadería que nos la preparen para cocinar. También puedes hacerlo tú mismo, para ello deberás limpiarla bien, cortar y reservar las aletas y la cabeza a parte.

    ¡Seguimos! Nos ponemos a lavar las patatas, las pelamos con un pelador o cuchillo fino y las chascamos. Para hacerlo, debemos cortarlas con un cuchillo pero terminaremos de romper los trozos con las manos. Así se soltará la fécula cuando la cocinemos y espesará el guiso.

    Ahora, en nuestro guiso de raya, vamos a preparar los pimientos, la cebolla y el tomate, que nos servirán para hacer el sofrito. Primero lavamos los pimientos, los secamos con un trapo de cocina y tiramos del tallo hacia dentro para que se separe del resto del pimiento. Después lo cortamos por la mitad con un cuchillo pequeño, lo aplastamos contra la tabla de cortar y lo cortamos a tiras finas. Finalmente juntamos estas tiras y las cortamos perpendicularmente en dados pequeños, ideales para un sofrito.

    Picamos la cebolla. Para hacerlo le cortamos ambos extremos, la dividimos por la mitad y le quitamos la piel. Ahora apoyamos las mitades por la parte plana encima de la tabla de corte. Después hacemos dos o tres cortes en horizontal y luego en vertical pero sin llegar a cortar la cebolla del todo. Luego la cortamos en daditos muy pequeños.

    Ahora lavamos el tomate, lo cortamos por la mitad y lo rallamos con un rallador. Si no tienes rallador, también puedes cortarlo a trocitos pequeños.

    Por último, cortamos la rebanada de pan en daditos con unas tijeras de cocina. ¡Ya tenemos todo listo!

  • Ponemos una olla con agua en el fuego y añadimos las aletas y la cabeza de este pescado y desmenuzamos la pastilla de Avecrem. Lo dejamos cocer durante 15 minutos y luego lo retiramos del fuego y colamos el caldo.

    Ahora ponemos una cazuela en el fuego con el caldo que hemos colado y añadimos las patatas. Mientras esperamos unos 15 minutos o, a que estén tiernas, ponemos una sartén en el fuego con un poco de aceite y freímos las almendras y el pan durante 2 minutitos. Los retiramos y reservamos a parte, y en el mismo aceite nos ponemos a preparar un sofrito. Primero, añadimos la cebolla y el pimiento y cuando empiecen a cambiar de color el tomate. Finalmente retiramos el sofrito del fuego y lo juntamos con las almendras y pan. A continuación, añadimos el comino y lo trituramos todo con una batidora de mano.

  • Ya queda poco para terminar la raya guisada. Cuando las patatas estén tiernas, las retiramos y las ponemos en la cazuela donde hemos preparado el sofrito. Añadimos un poco de caldo de pescado donde estábamos cociendo las patatas, el sofrito triturado con almendras y pan, agregamos el pescado, el laurel, el azafrán y un poco de sal. Dejamos cocinar durante unos 5 minutos y ¡listo!
    Servimos caliente nuestro rico guiso de raya.

Valora esta receta

Consejos para cocinar Guiso de raya con patatas en amarillo

Te recomendamos que cocines esta receta un día antes de disfrutarla. ¿Por qué? Pues porque los guisos siempre saben mejor el día después de cocinarlos, ya que desprenden aromas y se potencia el sabor de los ingredientes. Y si te gustan los guisos de pescado, te recomendamos nuestra receta de emperador guisado.

Truco destacado de la receta
Recetas variadas

Recetas para todos los días de la semana