Tortilla de patatas

¿Sabías que la tortilla de patata surge no como una tortilla, sino como un pan de patatas? Aparece, concretamente, en la estepa extremeña, de mano de dos marqueses ilustrados del siglo XVIII: Joseph Tena Godoy y el Marqués de Robledo.Ver más...

  • 40-60 min
  • Fácil
  • 4 personas

Ingredientes

Cómo hacer Tortilla de patatas

  • Primer paso tortilla de patatas

    PASO 1

    Para hacer una riquísima tortilla de patatas fácil, lo primero es cortarlas muy bien para que se puedan integrar correctamente con el huevo batido. Existen muchas maneras de poder cortar las patatas, hay quién las prefiere en dados, pero nosotros te aconsejamos que las cortes en láminas finitas. Cuando tengas las patatas cortadas, ponte con la cebolla y ésta córtala en juliana, también muy fina. En una sartén bien caliente pocha todos los ingredientes en abundante aceite. La cebolla tiene que estar bien pochada, que haya perdido casi el color y la patata esté blandita, ese es el punto en el que sabremos que todos los ingredientes están en su punto y, por lo tanto, es hora de sacarlas del aceite. Escurre el aceite sobrante y ponte con los huevos.

  • Segundo paso tortilla de patatas

    PASO 2

    Casca los huevos de tortilla de patatas fácil y échalos en un bol más o menos grande para que puedas batirlos ayudándote de unas barillas. Agítalos bien para que la clara y la yema se mezclen homogéneamente. Cuando tengas los huevos bien batidos, es hora de añadir las patatas y la cebolla. Te recomendamos que una vez los juntes con el huevo los mezcles para distribuir correctamente los ingredientes. Una vez estén bien amalgamados todos los ingredientes desmenuza una pastilla de Avecrem Caldo de Pollo sobre la mezcla, ¡y a la sartén!

  • Tercer paso tortilla de patatas

    PASO 3

    En la misma sartén en la que has pochado los ingredientes, cocina la tortilla por ambos lados. En un primer momento puedes batir la mezcla para que todo se cocine uniformemente. Hazlo a fuego lento para que los huevos no se quemen. Cuando la primera parte esté más o menos cocinada, dale la vuelta y vuelve a cocinar la parte que no ha estado en contacto con la sartén.

Valora esta receta

Consejos para cocinar Tortilla de patatas

Existen tantas formas de hacer la tortilla de patata como manos que la hacen. Como te hemos dicho en el primer paso, puedes cortar la patata en taquitos y no en láminas. Puedes pochar la cebolla por separado o combinarla con la patata, incluso puedes no añadir cebolla. Hay quien incluso añade un chorrito de nata o leche a la mezcla. También puedes añadir calabacín laminado a las verduras. La tortilla está abiertísima a la experimentación, ¡así que no te cortes!

 

Truco destacado de la receta
Caldo Casero de Pollo Gallina Blanca

Descubre nuestros Caldos Caseros Gallina Blanca

Comprar online

Estos se rodearon de un grupo de mujeres del pueblo de Villanueva de la Serena y crearon la que sería la primera receta de tortilla de patatas.

Estos hombres supieron que las mujeres de la época eran las que mejor conocían los fogones, los ingredientes y los secretos de la cocina y gracias a ellas tenemos la tortilla de patata en nuestros menús, que surgió como una forma de afrontar la hambruna que atenazaba a la españa dieciochesca. Pero con ella, surgió un debate: ¿tortilla de patata con cebolla o sin cebolla?, ¿huevo más o menos cuajado https://www.gallinablanca.es/recetas/huevos/ ? Sin duda, la tortilla de patata trajo con ella muchas maneras de cocinarla, de hacerla e incluso de consumirla.

Hay quienes la acompañan de ketchup, de ali-oli, la gratinan con queso o la toman con una tostada de pan y una cerveza bien fría, en forma de aperitivo. Plato principal o entrante, como protagonista del menú o acompañada de diferentes aperitivos. Hay tantas tortillas de patata como personas, aunque siempre hay una sentencia que nadie puede evitar lanzar: “la mejor es la de mi madre”.

La mejor siempre es la de nuestra madre, independientemente de que haya tortillas premiadas, de que esté “la mejor de españa” o “la tortilla de patatas perfecta”, la mejor siempre es la que podemos comer en casa. Y es que, el amor es ese componente que hace que una tortilla de patata sea una tortilla o LA tortilla de patata. La mejor siempre es la de nuestra madre, ninguna se compara a la que comemos en nuestra casa. Pueden haber tortillas premiadas, tortillas famosas, tortillas ganadoras de concursos, que siempre la que más nos gusta es la que se hace en nuestra casa. Quizá por que le falta el ingrediente esencial: el amor.

Todos estas preguntas, discusiones entre los fogones sobre cómo hacer o cómo comer la tortilla de patatas no hacen sino contribuir a que la leyenda de la tortilla de patatas crezca y se gane, con razón, un puesto en el olimpo de las recetas españolas.

Así que si quieres darte un homenaje qué mejor que una deliciosa tortilla de patatas, y qué mejor que hacerla para los que te más que te quieren. Y si encima es una tortilla de patatas fácil y rápida, ya deja de haber excusas. Que los “no tengo tiempo” o los “hoy no puedo” no sean una excusa para saborear un plato típico y delicioso como es esta tortilla.

Y listo. Si no sabías -aún- hacer una riquísima tortilla de patata, ¡con esta receta ya tienes todo listo para ser el rey de las comidas domingueras!