CREMA SAN GERMAN

(4)

Hoy cocinamos crema de san germán, una crema de verduras ideal para todos aquellos que no son unos fanáticos del verde. ¿Por qué? Pues porque gracias al caldo, la mantequilla y la leche tiene un sabor suave que contrasta con el de las verduras. 

  • 20-40 min
  • Fácil
  • 4 personas

Ingredientes

  • Caldo Casero de Verduras 100% Natural

    100% natural, sabor casero

Cómo hacer CREMA SAN GERMAN

  • Empezamos esta receta de crema de san germán preparando las verduras. Primero pelamos las patatas con un pelador o cuchillo afilado, las limpiamos y las chascamos a trozos pequeños. Para hacerlo, empezamos cortando las patatas con un cuchillo sin llegar al final, y luego, terminamos de desprender el trozo rompiéndolo con las manos. De esta manera, cuando las cocinemos, soltarán la fécula y esta espesará el caldo. Seguimos con los puerros. Cortamos la parte verde y la raíz del puerro y las desechamos. Lavamos el resto del puerro con un chorro de agua para quitar cualquier partícula de tierra, y finalmente, cortamos el puerro en rodajas muy finas. Ahora calentamos el Caldo en un cazo.

  • Ponemos una olla en el fuego con la mitad de la mantequilla, añadimos el puerro picado y dejamos rehogar a fuego lento. Luego agregamos las patatas, esperamos cinco minutos más, y añadimos los guisantes y el caldo caliente. Dejamos cocinar todos los ingredientes hasta que las patatas estén tiernas. Para comprobarlo, pincha un trocito de patata con un tenedor unos 12 minutos después. Finalmente apagamos el fuego, retiramos la olla y tamizamos los ingredientes con un colador y con ayuda de la leche templada. Ahora comprobamos el punto de sal y añadimos el resto de la mantequilla troceada.

  • Por último, cortamos la corteza de pan a pedazos pequeños y las freímos en una sartén con abundante aceite. Servimos esta crema de verduras con las cortezas de pan fritas.

Valora esta receta

Consejos para cocinar Crema san german

Si te gustan los espárragos, acompaña esta receta de unos espárragos rebozados ríquisimos, te contamos cómo prepararlos: Solo tendrás que enharinarlos ligeramente y luego pasarlos por huevo. Te recomendamos repetir este proceso un par de veces para crear una capa crujiente alrededor de los espárragos. Luego fríelos en una sartén con abundante aceite de oliva unos pocos minutos asegurándote que quedan fritos por todas partes. ¡Estarán de rechupete!

Truco destacado de la receta
Recetas variadas

Recetas para todos los días de la semana