Pescadilla al horno con patatas

(11)

Una cena ligera y sanísima para compartir con unos amigos y una copita de vino blanco, esta es la mejor definición para esta receta de pescadilla al horno fácil de preparar para que disfrutes de tu noche sin renunciar a una buena cena.

  • 40-60 min
  • Media
  • 4 personas

Ingredientes

  • Con Avecrem, ¡triunfas!

Cómo hacer Pescadilla al horno con patatas

  • Pescadilla al horno Paso 1

    Prepara todos tus ingredientes para empezar a cocinar. Primero, corta las patatas a rodajas finitas, de un poquito menos de medio centímetro de grosor. Prepara también la cebolla cortándola en una juliana fina y los ajos cortaditos por la mitad. Para la pescadilla, te recomendamos pedirle a tu pescadero que la limpie y descame, le quite la cabeza, las espinas y la deje abierta por la mitad, lista para cocinar. Empezaremos preparando un marinado riquísimo y fresco para la pescadilla. Para ello, mezcla el zumo del limón, un ajo picadito, el perejil picado, el vaso de vino blanco y la pastilla de caldo. Maja bien la mezcla hasta que todos los ingredientes estén bien incorporados y el resultado sea una salsita ligeramente granulosa. Reserva este marinado, luego vamos a usarlo para untar en la pescadilla.

  • Pescadilla al horno Paso 2

    Para cocinar la pescadilla al horno te recomendamos usar una bandeja tipo pirex bien untada en aceite por dentro. Reparte las rodajitas de patatas, la cebolla en juliana y los ajos cortados en la bandeja y remueve bien y cocina todo junto durante 15 minutos a 200ºC. Mientras las patatas se cuecen en el horno, unta la pescadilla con el marinado que hemos preparado y reserva hasta el momento de poner en el horno.

  • Pescadilla al horno Paso 3

    Saca la bandeja del horno y remueve un poco antes de colocar la pescadilla encima de la mezcla. Decora con unas rodajas de limón por encima de la pescadilla, así soltará el jugo y todo el pescado se impregnará del sabor fresco del limón. Recoge un poco del jugo de cocción de la bandeja y riega con él la pescadilla. Cuece unos 15 minutos más y listo, ¡tu pescadilla estará lista para disfrutar!

Valora esta receta

Consejos para cocinar Pescadilla al horno con patatas

 

¿Cortar cebolla tiene el mismo efecto en ti que ver el final de Hachiko? No existen trucos mágicos para no llorar cuando cortamos cebolla, eso sí, hay una forma correcta de hacerlo que minimiza los efectos de esa toxina que tiene la cebolla que nos irrita tanto los ojos. Primero, es muy importante que el cuchillo con el que vamos a cortar esté bien afilado. El ingrediente irritante de la cebolla se almacena en las membranas entre las diferentes capas, que se rompe cuando cortamos la cebolla. Hay una gran diferencia entre cuando cortamos la cebolla a lo bruto, machacando las capas de la cebolla y soltando todo ese jugo que nos hace llorar, y hacer cortes limpios con un buen cuchillo que se deslice entre esas membranas de la cebolla. 

 

Después, te recomendamos limpiar el cuchillo justo cuando termines de usarlo, así no mantendrás las toxinas lloronas a tu vista y no habrá posibilidades de que te afecten. Deja el cuchillo bajo el chorro de agua durante unos segundos antes de frotarlo con el estropajo. 

 

¡Sigue estos consejos y te aseguramos que no volverás a llorar mientras cortas cebolla!

Truco destacado de la receta
Recetas variadas

Recetas para todos los días de la semana