Endivias: 5 recetas ligeras y fáciles

()
recetas_endivias_5 recetas ligeras y faciles_gallina blanca

La endibia es esa hortaliza crujiente, ligeramente amarga y aromática que despierta mucho fanatismo, no solo por su sabor, sino porque es muy beneficiosa para la salud. Posee una interesante cantidad de fibras y favorece la diuresis. Pero, ¿conoces el origen de las endibias?

Es una variedad de la achicoria que se descubrió en el siglo XIX. Hubo un exceso de producción de achicoria, la cual se cultivaba para ser utilizada como sucedáneo del café. A ese excedente lo guardaron almacenado en unos graneros, ya que allí estarían protegidas del frío y de la luz. Por casualidad, alguien descubrió que de las raíces de la achicoria, salían unos brotes acogollados con forma alargada, tiernos y muy blanquecinos. Al probarlos, notaron un sabor algo amargo pero agradable y decidieron empezar a estudiar una técnica para su producción. En el primer mordisco ya nos revela cuál es su principal componente: el agua. Contiene un 95% de agua. Y luego, un ligero amargor… ¿De dónde procede?

La respuesta es la lactucina y la cumarina. Son dos sustancias con gran poder antiinflamatorio que, aparte de ser excelentes para las personas que tienen artritis o gota, también es mágica para nuestro intestino por su abundante presencia de fibra.

Otro beneficio nutricional de esta verdura otoñal es que beneficia nuestra salud cardiovascular ya que debido a su alto contenido en potasio, la endibia está indicada en dietas destinadas a bajar las cifras de tensión arterial. A la hora de adquirirla debemos asegurarnos de que esté fresca, blanca y apretada: un buen truco es comprobar que la punta de las hojas tenga un color verde suave y brillante. Es recomendable consumir esta verdura de inmediato, sin conservarla varios días en la nevera ya que comenzará a ablandarse y decolorarse rápidamente. Podemos consumir la endivia cruda, pero también tiene un sabor increíble asada, frita e incluso a la brasa. Las opciones de recetas de endivias -aunque parezcan simples- pueden ser bastante exóticas y variadas.

Te proponemos a continuación también un recopilatorio de recetas ligeras que podrás guardar, probar, e ir rotando para conocer a esta hortaliza en su máximo esplendor. ¡Comenzamos!

Ensalada de endibias, zanahoria, manzana, nueces y pasas

Por suerte tenemos a nuestra disposición una gran variedad de hortalizas con las que hacer platos riquísimos y muy sanos, como las ensaladas. En vez de utilizar variedades más comunes como la lechuga romana, hoy te proponemos elaborar una receta con endibias, en concreto, en la ensalada de endibias, zanahoria, manzana, nueces y pasas. Su sabor amargo y su textura crujiente las hacen idóneas para entrantes como el de esta receta, ya que son la base sobre la cual se ponen en el resto de ingredientes.

Pero más allá de la vistosidad del plato, las endibias también proporcionan importantes vitaminas y ayudan a mejorar las digestiones. Así que es una receta perfecta para cuidarse y disfrutar del sabor de los buenos alimentos. Las ensaladas tanto pueden servir para un entrante como para un primer plato o cena ligera. Tú decides. Si te apetece un plato más completo lo ideal es combinarla con carne, pescado o cereales. 

Sucedáneo de angulas en ensalada de endivias

Ensaladas frescas si las hay. Las angulas combinadas con cebolla, pimiento, tomate, mostaza, ajo y endivias te dará un toque de verano que siempre se aprecia y que puedes servir tanto como plato principal así como acompañamiento. Las angulas son el alevín de la anguila, el único que la ley permite su pesca. Suelen pesar aproximadamente 1 gramo y miden entre 5 y 9 cm, y (lamentablemente, coincidimos contigo) es uno de los productos más caros que existen en el mercado actualmente.

¿Lo bueno de esta receta? No necesitarás más de un envase. La clave en esta receta es trocear todos los ingredientes bien finitos, simulando la forma de la angula, así facilitamos los bocados y al sazonar la ensaladas, se pegue uniformemente tanto en los pimientos, como en las cebollas y los palitos de mar. El toque que cambiará el juego es la vinagreta del final. ¿Lo fundamental? No pasarse de ajo. Ahora la presentación la dejamos a tu gusto, puedes deshojar las endivias y llenarlas con las angulas o  colocarlas en la fuente para servir, distribuir las angulas en el centro y las hojas de endivia al rededor o también siempre puedes cortarlas a tu gusto, por la mitad de forma transversal o en cuatros y añadir la angulas al lado o por encima. ¡Lo que veas más bonito! Ponte a ello.

Endivias rellenas variadas de dieta

Esta receta es muy nutritiva. Las endivias presentan un bajo aporte en calorías y son muy nutritivas, aportándonos vitaminas, minerales, antioxidantes y fibra. Su aporte notable en fibra regula nuestro tránsito intestinal y evita el estreñimiento. El huevo nos aporta las proteínas de mayor valor biológico y además es rico en vitaminas (A, D, E y del grupo B) y minerales (zinc, hierro, selenio, sodio y fósforo).

Es capaz de reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares, así como la progresión de enfermedades degenerativas, como la diabetes, las cataratas o el cáncer. Contiene colina, mejorando el funcionamiento del sistema nervioso. El surimi nos aporta proteínas de alto valor biológico. Su mayor inconveniente, es su alto contenido en sodio para lograr su sabor, siendo poco recomendado para aquellas personas con hipertensión. Comenzarás por picar y aliñar con aceite (muy poquito) y vinagre por un lado, pimiento de piquillo, pepinillos, maíz, tomate en dados. A continuación debes  por separado queso fresco en dados, surimi, huevo cocido y ventresca. ¡Ya casi lo tienes! Lo último sería rellenar las endivias con la mezcla de verduras aliñadas e ir añadiendo en unas queso, en otras huevo, en otras surimi y en otras ventresca, para que queden 4 tipo de relleno diferente. ¡A gozar!

Ensalada de endivias y mango

En vez de una clásica ensalada, te traemos un entrante diferente y original y acompañado de una de las frutas tropicales más sabrosas que existen: el mango. Y lo más genial de esta ensalada es que te llevará unos pocos minutos y al probarla, obtendrás una combinación explosiva en la boca. Lo único que necesitarás será conseguir un mango maduro y bien carnoso para pelar y cortar en gajos. Asegúrate de limpiar las endivias y quitarles la parte dura. Abre las latas de atún y maíz y escurrelas. En un bol debes mezclar el aceite con el vinagre, la mostaza y un poco de sal y pimienta y, por último, colocar en una ensaladera, regar con la salsa y dejar reposar unos minutos. ¡Ya lo tienes! Ve a la receta completa aquí.

Salteado de endivias con setas

Habitualmente utilizamos las endibias en ensalada, mezcladas con otras hortalizas como las lechugas, zanahorias, espárragos, etc. Además nos encanta cómo combinan con frutas dulces, frutos secos o salsas. En esta última opción te dejamos una receta que para nosotros es una delicia: salteado de endivias con setas. Más allá de ser ingrediente de algunos de los platos más nobles, tienen un alto valor nutricional y para la salud por las distintas sustancias y componentes que aportan y por los efectos que tienen sobre nuestro metabolismo. Las razones sobran: son ricas en hierro, fósforo, yodo, magnesio, selenio, calcio, potasio, zinc, vitaminas A, y vitaminas del grupo B (concretamente B1, B2, B3) C y D.

Se trata de un alimento rico en agua, sin grasa, con proteínas de alta calidad y fibra, en definitiva, un alimento muy saludable. Para conseguir una combinación perfecta entre setas y endibias el paso a paso es muy sencillo.Debes saltear las endibias cortadas y las setas frescas en trozos pequeños en una sartén con aceite caliente. Luego debes sazonar la mezcla con Avecrem Ajo y Perejil y pimienta negra. Asegúrate de mezclar bien todo para que las setas y endibias queden equitativamente bañadas de sazón. ¡Servir muy caliente! Ayudará a resaltar el sabor del jugo de las setas.

Más recetas de ensaladas y verduras

Son muchos los secretos para lograr entre los componentes de una receta con endibias un equilibrio perfecto. Y muchas también las combinaciones de ingredientes para lograr algo más que una ensaladita de hojas. Por otra parte, las fórmulas de los aliños también se han multiplicado y nuevos productos agregan continuamente más sabores a las fórmulas tradicionales. ¿Te has quedado con ganas de más? Aquí te dejamos todas las recetas de verduras recetas de ensaladas que no te puedes perder.

Valora este artículo