Lasaña de carne

Una especialidad que los romanos no tardaron en extender por el mundo conocido y que hoy llevamos a tu mesa. La única e irrepetible lasaña de carne.

  • 40-60 min
  • Media
  • 4 personas

Ingredientes

Cómo hacer Lasaña de carne

  • Primer paso lasaña de carne

    PASO 1

    Para realizar la tradicional receta de lasaña de carne, comenzamos sofriendo en aceite de oliva el ajo y el pimiento verde picados durante 12 o 14 minutos o hasta que ambos queden pochados. Añadimos la carne picada templada y cocinamos a fuego medio removiendo de vez en cuando hasta que esté totalmente cocida. Añadimos el Sofrito de Tomate y Cebolla Gallina Blanca y cocinamos durante un par de minutos más y reservamos.

  • Segundo paso lasaña de carne

    PASO 2

    A continuación pondremos en remojo en agua caliente las placas de Lasaña Fácil El Pavo y las dejamos ablandar 10 minutos. Mientras tanto, vamos a preparar la bechamel. Para ello, disolvemos el contenido del sobre Mi Salsa Bechamel en 400 ml de leche fría, llevamos a ebullición y bajamos el fuego hasta que la salsa ligue, todo ello sin dejar de remover. Al cabo de aproximadamente 3 minutos obtenemos una deliciosa salsa bechamel sin grumos. Reservamos.

  • Tercer paso lasaña de carne

    PASO 3

    Llegados a este punto, comenzamos a montar nuestra lasaña. Sobre la base de un recipiente apto para horno repartiremos dos cucharadas de bechamel. A partir de aquí, montaremos las diferentes capas, en el siguiente orden: pasta, bechamel, carne y mozzarella y así sucesivamente hasta agotar los ingredientes. Finalmente, espolvoreamos la parte superior de la lasaña con más queso y hornear 15 minutos a 180ºC o hasta conseguir el punto de gratinado deseado… ¡Ave, Lasanum Magnificus!

Valora esta receta
De platos sosos a sabrosos en un Chup, Chup

Descubre cómo enriquecer tus platos con Avecrem.

Comprar online

Antes de explicar cómo preparar lasaña de carne, es conveniente saber que la mayoría de la gente identifica la lasaña como un plato típico italiano, aunque las teorías sobre su origen no están del todo claras. ‘Lasaña’ viene del italiano ‘lasagna’, que a su vez viene del latín ‘lasanum’, que era el recipiente donde se cocinaba. Sin embargo, los griegos hablaban de ‘lasagnum’ para referirse al plato en el que se servía, una especie de cazuela pequeña. Sea como fuere, a día de hoy la lasaña se considera un plato de origen greco-italiano difundido posteriormente por los romanos en toda Europa, quienes supuestamente fueron modificando la receta original hasta introducir las famosas placas de pasta.

Otra teoría mucho menos aceptada fue la que llegó desde Reino Unido en 2007. Allí, el diario The Daily Telegraph publicó un artículo que reivindicaba el origen británico de la lasaña hecha con diferentes tipos de carnes, lo que no tardó en provocar el orgullo de los italianos. En concreto, el artículo hacía referencia a un libro de recetas publicado en 1390 por el rey Ricardo II en el que aparecía la lasaña. La respuesta italiana fue tajante, ya que aportaron textos sobre la receta que databan de 1316 (buen intento, británicos). Según los historiadores la explicación era lógica, pues la lasaña habría llegado a Inglaterra mucho antes con la expansión del Imperio Romano.