Paella de pollo y conejo

(9)

El arroz es una de muchos guisos tradicionales y está increíble en esta receta de pollo y conejo. ¿Se te hace la boca agua solo pensarlo?

  • 40-60 min
  • Fácil
  • 4 personas

Ingredientes

Cómo hacer Paella de pollo y conejo

  • Primer paso de paella de pollo y conejo

    La paella de pollo y conejo es un manjar. Desde aquí te vamos a recomendar que si el pollo es de corral mejor porque es mucho más sabroso. Sigue los pasos y ya verás como a tus invitados se les abren los ojos del apetito nada más sacar el plato.

    Lo primero que tienes que hacer en esta receta de paella de pollo y conejo es marcar el conejo y el pollo en la paellera en la que vas a cocinar tu arroz. Es decir, los doras un poquito. Cuando la carne tenga un tonito dorado rico y sabroso, añade los hígados del conejo. En el momento en el que el hígado también se haya dorado, reserva todos los ingredientes y ponte manos a la obra con el sofrito.

    Un buen sofrito es la base perfecta para poder hacer un arroz delicioso. Para lograrlo, comienza sofriendo el ajo laminado y la cebolla cortada muy, muy fina, primero en juliana y después corta las láminas en cuadraditos de un centímetro. Sofríelos durante un par de minutos hasta que la cebolla comience a sudar, momento en el que te tienes que añadir un pellizquito de sal para que la cebolla termine de soltar todas las sustancias que pueden irritar tu sistema digestivo. Con esto conseguirás un sofrito mucho más sabroso, ya que la cebolla dejará todas sus notas de sabor. Una vez la cebolla se haya vuelto un poco transparente, añade el pimiento verde y el pimiento rojo cortados dados y cocínalos.

  • Segundo paso paella de pollo y conejo

    Cuando los pimientos estén bien cocinados y rehogados, vierte el Tomate Frito Gallina Blanca y espolvorea pimentón. Deja que el chup chup dé sabor a los pimientos y complemente la acidez de la cebolla. Dale vueltas bien con la cuchara. Después, incorpora las carnes y el hígado del conejo que habíamos dorado previamente.

  • Tercer paso paella de pollo y conejo

    Cuando hayan pasado unos cinco minutos desde que el tomate empieza a burbujear, incorpora el arroz para que este se risole y te quede una paella sueltecita y rica. Moja toda tu paella de pollo y conejo con el Caldo para Paella Fácil de Carne Gallina Blanca, con lo que conseguirás dar sabor y que el arroz se cocine. Una vez el caldo rompa a hervir, deja que el arroz se cocine durante 16 minutos, más o menos.

    Pasado ese tiempo, ¡lo tienes! Este arroz de pollo y conejo, además, gracias a que se incorpora el hígado del conejo, tiene mucho sabor, ya que este órgano da mucho gusto a la receta. Acompáñala de una buena ensalada y una bebida bien fría, ¡y ya tienes una receta para el verano!

    ¿Quieres más ideas? Aquí puedes encontrar todas las recetas que puedes hacer con conejo pollo. ¡Una delicia!

Valora esta receta

Consejos para cocinar Paella de pollo y conejo

Si el arroz te queda seco, echa un poco más de caldo.

Truco destacado de la receta
Recetas variadas

Recetas para todos los días de la semana