Confit de pato con patatas

(12)
  • 20-40 min
  • Media
  • 2 personas

Seguro que conoces a alguien cuyo plato favorito es el confit de pato con patatas. ¡O quizás eres tú mismo! Sea como sea, aprender a cocinar confit de pato va a llevar tus cenas y comidas a otro nivel. ¿Será el confit de pato tu nuevo plato para quedar como el mejor chef? Con el paso a paso que te detallamos a continuación, seguro que sí. El confit de pato es una receta francesa y si ya has preparado recetas con pato, estarás familiarizado con la textura única de la carne de pato. Se trata de una carne muy tierna, que queda deliciosa cocinada con su propia grasa. Si su cocción es lenta, obtendrás un confit de pato tierno y dulce. La que te explicamos aquí es de muslo confitado de pato al horno, pero lo cierto es que se puede elaborar con otras partes del pato. ¡Tú eliges! Si buscas una guarnición para acompañar confit de pato, ¿te animas con el confit de pato a la naranja o el confit de pato con peras? Otra deliciosa combinación de ingredientes que hacen que el sabor del pato destaque mucho más. Además, el sabor de la fruta gustará a todos y la podrás tener en cuenta como receta familiar. Sin duda, comer pato es un manjar, y saber prepararlo es fácil. Hoy vamos a acompañar el confit de pato con patatas, porque ¿quién no quiere poder rebañar el plato? Las patatas te permitirán no dejar ni gota en el plato, y también quedan deliciosas con los jugos de la cocción del confit de pato. Te contamos.

Ingredientes para Confit de pato con patatas

Cómo hacer Confit de pato con patatas

  • ¿Cómo hacer confit de pato? Para empezar a preparar esta receta muslo de pato, primero es necesario poner los confit a temperatura ambiente hasta que la grasa esté ligeramente derretida. A continuación, los acomodamos en una cazuela amplia y los ponemos a fuego suave tapados. La cocción debe ser lenta, así que hasta que no esté toda la grasa derretida, los dejamos acurrucados para que vayan sacando todo su sabor.

  • Una vez veamos que la grasa de los confits se ha derretido, es el momento de darles la vuelta y dejar que sigan cociéndose durante unos 5 minutos más del otro lado. Sobre todo, seguimos con el fuego muy suave. Paralelamente, vamos a cocer unas patatas. Las cortamos en rodajas y las cocemos en agua con Avecrem Vegetal hasta que estén al dente. Entonces las podemos sacar y escurrir.

  • ¡Los muslos ya deben estar! Cuando tengan buen color, apartamos los muslos de pato de la grasa y reservarlos al calor. Entonces vamos a utilizar esa grasa para confitar también las patatas que hemos cocinado previamente. Las acomodamos en la cazuela y dejamos que se confiten en la misma grasa del pato. Si hiciera falta, en este paso podemos salar las patatas para hacer destacar más los sabores que absorberán.

  • Ahora es necesario escurrir toda la grasa que se pueda y dejar que las patatas se pongan doradas y crujientes. Entonces, volvemos a poner los muslos en la grasa y damos un golpe de fuego fuerte para que se tueste la piel del pato. Por último, emplatamos un muslo por persona acompañado por las patatas crujientes. Es importante escurrir toda la grasa que queda. ¡Ya le podemos hincar el diente!

Valora esta receta

Consejos para cocinar Confit de pato con patatas

Un consejo si estás mirando por tu línea. Retira la piel del pato al comer el confit de pato con patatas, si no las calorías se disparan casi al triple, sin la piel es una de las carnes más limpias que existen. ¿Sabes qué hacer con la grasa del confit de pato? La grasa de pato que quede en la cazuela se cuela y se guarda en un bote en el frigo para otras preparaciones como por ejemplo asar un pollo ó preparar más patatas, es riquísima. Así que guárdala para darle un toque extra a otras recetas con carne que vayas a preparar. ¡Ya verás que sabrosas! Con esta misma receta, también puedes hacer recetas de confit de pato desmigado. En ese caso, la grasa te ayudará a sazonarlo con su propio sabor.

Truco destacado de la receta
Recetas variadas

Recetas para todos los días de la semana