El termino crepo crepe procede del francés crêpe. Las crepes son originarias de la región de Bretaña, al oeste de Francia, en donde se llaman krampouezh; actualmente es un plato consumido a diario en todo el país. En esta región francesa se distinguen dos platos parecidos: las crêpes elaboradas con trigo candeal y generalmente reservadas a los dulces y las galettes elaboradas con trigo sarraceno o alforfón, en general reservadas a rellenos salados.

Se elabora una masa en forma de disco, de unos 16 cm de diámetro. Se sirve habitualmente como base de un plato o postre, aplicándole todo tipo de ingredientes dulces o salados.

Ver más...

Los ingredientes para la masa de crepes son: harina plana, huevos, leche, aceite, sal y, opcionalmente, azúcar. Las crepes se obtienen por la cocción de la pasta extendida en forma de disco y cocinada por sus dos caras, hasta que se dore.

Pocos platos se pueden preparar de forma más fácil y rápida que las crepes. En unos pocos minutos puedes preparar una masa de crepes deliciosa que podrás complementar con multitud de alimentos, ya sean dulces o salados.

Si eres de los que les encanta comerse unas crepes de chocolate pero nunca te has atrevido a prepararlas por ti mismo, ahora es el momento, te sorprenderá lo fácil que es y los resultados que obtendrás. Y si ya tienes más experiencia, nuestras recetas te ayudarán a incorporar ideas nuevas a tu recetario personal.

Ah, pero no pienses que las crepes solo se puede preparar dulce, combina a la perfección con complementos salados como por ejemplo rellenas de carne. Podrás comprobarlo por ti mismo en las recetas que verás a continuación. Solo tienes que prestar atención a los ingredientes con sus cantidades detalladas así como los pasos a seguir para obtener el resultado perfecto. No lo pienses más y atrévete con una de nuestras maravillosas recetas. de crepes que harán que tus comensales queden boquiabiertos.

Para hacer los crepes se emplea una crepera –un aparato específico para estas recetas de forma más cómoda– Y si no tienes una crepera en casa no te preocupes, con una sartén antiadherente que sea lo más plana posible, un palillo y un poco de maña, podrás preparar los mejores crepes espectaculares, sin que se peguen. La sartén se unta en aceite, con una servilleta para que no queden grasientos.

Para hacer los crepes se suelen utilizar: un cucharón para coger la masa, un rastrillo para extenderla y una espátula larga y fina para despegarla y darle la vuelta.

Cómo hacer crepes

Para elaborar crepes hay que preparar una mezcla con harina, huevos y leche, casi líquida para hacer la masa para crepes y esta mezcla se cocina en una sartén antiadherente. Si son dulces podemos aromatizar la masa, por ejemplo con vainilla, anís o canela y si son crepes saladas, se puede añadir a la mezcla especias o hierbas.

En una jarra pondremos todos los ingredientes y con la batidora, los mezclaremos muy bien hasta que no haya grumos. Es aconsejable dejarla reposar en la nevera una hora aunque si esto no es posible se puede utilizar en el momento.

Antes de usarla revuelve nuevamente la mezcla con una cuchara, debe tener una textura de crema líquida, si por lo que sea os ha quedado muy espesa podéis añadir un poco de leche. Engrasa la sartén con una pizca de aceite de oliva virgen extra. Cuando la sartén esté bien caliente añade un poco de masa y extiende la masa moviendo la sartén, cuando veas que los bordes comienzan a dorarse dale la vuelta. En general esta primer crep se utiliza solo como prueba, para eliminar el aceite de más.

No añadas más aceite para los siguientes creps, y ten mucho cuidado ya que si la sartén está lo caliente que debería estar las crepes se hacen muy rápido; así que ¡no te descuides!

Pon un cazo con agua a calentar, a fuego muy suave; encima coloca un plato con papel aluminio. En el iremos poniendo las creps, una sobre otra. De esta forma podrás mantener caliente las crepes hasta que las prepares.

Crepes dulces, crepes salados

Si, esta es una gran ventaja de este plato, ya que nos permite una amplia variedad de rellenos tanto dulce como salado. Esto los convierte en una receta de preparación versátil que, con un poco de práctica, podrás incorporar a tu menú sin demasiada dificultad. Crepes rellenos de queso, Crepes de naranja, con carne… ¡deja volar tu imaginación!

Independientemente del relleno, las crepes son siempre redondos. Al enrollarlos puedes ponerte creativo y puedes enrollar o plegar las crepes, lo que dará a la presentación final una forma de media luna o de rollito.

Debido a que las crepes tienen una masa bastante delgadas, tienden a ser bajos en calorías. Crepes son más bajos en calorías que otros productos para el desayuno. Las crepes son relativamente bajos en grasas pero son ricos en carbohidratos. Los hidratos de carbono aportan energía al cuerpo, por lo que comer alimentos con alto contenido en hidratos de carbono puede ser beneficioso antes de los eventos atléticos.

Las crepes son, también, moderadamente baja en sodio. El exceso de sal puede conducir a un mayor engrosamiento de la presión arterial y la retención de líquidos. La adición de las carnes procesadas a sus crepes - por ejemplo, tocino, tocino de pavo o jamón - también aumenta el consumo de sal.

Todos estos datos nutricionales de las crepes se basan en los ingredientes para la masa de las crepes, estos valores se pueden ver totalmente alterados dependiendo de los ingredientes que utilicemos para rellenar nuestra receta de crepes.

Evidentemente no es lo mismo los Rollitos de crep rellenos de gorgonzola que las Crepes rellenas a la boloñesa; ni es lo mismo Pastel de crepes con mortadela y tomates que unas Crepes de frutos rojos.

Así que ya sabes, lo que estés buscando recetas de crepes dulces, recetas de crepes salados, recetas de crepes para un desayuno inolvidable o para unos crepes rellenos de carne o verduras ideales para una comida diferente. Todo esto lo encontrarás en esta web de

Receta destacada

Rollitos de crep rellenos de gorgonzola

Las crepes son una masa cocida en forma de círculo, hecha fundamentalmente con harina de trigo, y que admite todo tipo de rellenos.

De origen bretón, Ver Receta...

Ingredientes

  • Para la masa:
  • 500 ml de leche entera
  • 3 huevos
  • 180 g de harina de sarraceno
  • 0,25 de sobre de Gallina Blanca

    Crema de Champiñones

  • 1 pizca de sal
  • La ralladura de piel de una naranja
  • 100 g de mantequilla
  • Para el relleno:
  • 80 g de mantequilla
  • 1 chorro de aceite de oliva
  • 60 g de peras Conference
  • 40 g de azúcar
  • 1 pizca de canela en polvo
  • 1 pizca de sal
  • 300 g de queso Gorgonzola
  • 40 g de nueces peladas
  • 10-20 min
  • Fácil
  • 4 personas
Receta de Rollitos de Crep rellenos de Gorgonzola