Atún de pollo

(2)

Pero, ¿es pollo o atún? El atún de pollo es un plato que te sorprenderá. De hecho, es pollo con sabor a atún  aunque si prefieres también lo puedes preparar con carne de conejo. Incluso nosotros nos quedamos sorprendidos por la propuesta de nuestros cocineros, pero cuando lo probamos,Ver más...

  • 20-40 min
  • Fácil
  • 4 personas

Ingredientes

  • Caldo Casero de Pollo 100% Natural

    100% natural, sabor casero

Cómo hacer Atún de pollo

  • Lavar y limpiar las verduras. Cortar en tiras el apio y pelar y cortar en tiras finas las zanahorias.

    PASO 1

    Lavar y limpiar las verduras. Cortar en tiras finas el apio y las zanahorias.

  • Limpiar el pollo. Quitar la piel del pollo para conseguir un color dorado uniforme y que quede menos graso.

    PASO 2

    Limpiar el pollo. Quitar la piel del pollo para conseguir un color dorado uniforme y que quede menos graso.

  • En una olla saltea el pollo con el aceite de oliva virgen extra, las alcaparras, un diente de ajo machacado. Rehoga a fuego fuerte en ambos lados. Añade 1 vaso de Caldo Casero Pollo 100% Natural y tap

    PASO 3

    En una olla saltea el pollo con el aceite de oliva virgen extra, las alcaparras, un diente de ajo machacado. Rehoga a fuego fuerte en ambos lados. Añade 1 vaso de Caldo Casero Pollo 100% Natural y tapa la olla, al menos durante 15 minutos En un wok saltea las zanahorias y el apio con la salvia,el romero, y sazonar con sal y pimienta. Una vez cocido, deja enfriar el pollo, quita los huesos y corta en tira finas. Finalmente, agrégale el apio y la zanahoria con un poco del líquido de la cocción.

Valora esta receta

Consejos para cocinar Atún de pollo

El Truco: sofreír aparte la zanahoria y el apio

Si queremos crear un perfecto equilibrio entre los sabores del pollo y las verduras, lo mejor es freír las verduras aparte. Además, evitaremos que las verduras absorban la grasa del pollo al freírse. 

 

Recetas variadas

Recetas para todos los días de la semana

comprobamos que era un deleite para el paladar. Este plato es, en la práctica, un caldo de carne clásico, enriquecido con especias y verduras, que te sorprenderá!

 Además, si tienes en cuenta su presentación, te saldrá un plato de lo más apetecible. 

Puedes crear otros antipastos usando un poco de imaginación. Combinando otras verduras y carnes podrás elaborar muchos platos distintos. ¿Te atreves a prepararlos?