Calabacines rellenos gratinados

Los calabacines son una de las hortalizas más versátiles. Ya sea en crema, rellenos o macerados,Ver más...

  • 10-20 min
  • Fácil
  • 4 personas

Ingredientes

Cómo hacer Calabacines rellenos gratinados

  • Lava y despunta los calabacines y cuécelos enteros en abundante agua con las 2 pastillas de Avecrem 100% Natural 8 Verduras Gallina Blanca desmenuzadas, durante 10 minutos.

    PASO 1

    Lava y despunta los calabacines y cuécelos enteros en abundante agua con las 2 pastillas de Avecrem 100% Natural 8 Verduras Gallina Blanca desmenuzadas, durante 10 minutos.

  • Escurre los calabacines y déjalos enfriar un poco. Pártelos horizontalmente por la mitad y con una cucharilla retira la pulpa de ambas mitades.

    PASO 2

    Escurre los calabacines y déjalos enfriar un poco. Pártelos horizontalmente por la mitad y con una cucharilla retira la pulpa de ambas mitades.

  • -Pica la carne de los calabacines junto con los pimientos en conserva, el queso de Burgos y el jamón (todo a tacos). Sazona con las finas hierbas y rellena cada mitad con esta mezcla. Espolvorea los c

    PASO 3

    Pica la carne de los calabacines junto con los pimientos en conserva, el queso de Burgos y el jamón (todo a tacos). Sazona con las finas hierbas y rellena cada mitad con esta mezcla. Espolvorea los calabacines con queso rallado, mételos en un recipiente apto para el horno y gratínalos hasta que el queso quede dorado.

Valora esta receta

Consejos para cocinar Calabacines rellenos gratinados

El truco: decora las hortalizas

Puedes decorar los calabacines para que te queden más bonitos: con ayuda de un acanalador o un cuchillo ve practicando incisiones redondeadas o rectas en el exterior de los calabacines, desde la base hasta su punta. El resultado será la combinación del verde de la piel con el amarillo de la carne, en el diseño que elijas. ¡Échale imaginación! 

 

Truco destacado de la receta
Caldo Casero de Pollo Gallina Blanca

Descubre nuestros Caldos Caseros Gallina Blanca

Comprar online

son siempre deliciosos y muy nutritivos. ¡Sí, nutritivos!  ¿Sabías que son una importante fuente de vitamina C? Pues, en efecto, lo son.

Sin embargo, aunque son un alimento estupendo, los calabacines no son uno de los vegetales más populares entre los peques. Probablemente su textura, una vez cocidos, tenga algo que ver… ¡porque su sabor es delicioso!

Bueno, ya sabes que, a veces, para que coman verdura hay que recurrir a estrategias de camuflaje. ¡Como en esta ocasión! Estos calabacines, rellenos de jamón, cubiertos de queso y gratinados les convencerán. ¡Seguro!

Para no caer en la rutina, nada mejor que hacer variaciones en el relleno. Prueba a sustituir el jamón cocido por sobrasada, morcilla, jamón ibérico… echa mano de tu imaginación y acertarás.