Cómo vaciar tomates

()
poster-image

El verano está para aprovecharlo y, una de las mejores formas de hacerlo, es comprar esos tomates sabrosísimos que nos ofrece el buen tiempo. Como es la temporada del tomate, un plato riquísimo y original para salir de la rutina de ensaladas es hacerlos rellenos. ¿Quieres saber cómo vaciar tomates para rellenarlos? ¡Anota este truco!  

Antes que nada, y para que se te haga la boca agua, te damos unas recetas en las que podrás aplicar el truco. Lánzate a probar estos tomates rellenos de verdura, comprobarás en cada bocado la rica mezcla de todos los ingredientes. Si eres fan número 1 del queso, esta receta de tomates rellenos de queso y rúcula es para ti. Por supuestísimo, no te dejes de preparar estos tomates gratinados con atún o estos tomates rellenos de cuscús. Todas estas recetas son perfectas para ir abriendo el apetito como entrante o como una cena ligera. Además están cocinados al horno, así que no puede ser una comida más sana. ¿A que ya tienes ganas de probar una receta?  

Pues ahora, ¡a aprender a vaciar tomates para rellenarlos! Para empezar, corta la parte superior de los tomates, las tapas. Para hacerlo, corta con el cuchillo en forma de círculo y retira la tapa. Una vez abierto, saca la parte dura del interior con el cuchillo y vacía también la pulpa, las semillas y todo el líquido. La pulpa te recomendamos que la reserves porque está bien rica para cocinarla en tu receta. Para terminar, solo te queda dejar los tomates boca abajo un momento para que se escurran bien y pierdan totalmente el líquido.  

¿Has visto qué fácil? ¡Ya tienes el truco de chef! Y además es una comida ideal para no variar y no caer siempre en los mismos platos. De esta manera, alternando, seguirás disfrutando día tras día de comidas sanas y refrescantes. Deja que la presentación y el cambio de receta hagan la magia. Desde luego, los tomates rellenos en verano se convierten en el recipiente perfecto para poner aguacate, verduritas, queso, cucús o lo que te apetezca. Con un chorrito de aceite de oliva o mayonesa en la parte superior ganan muchísimo. ¡Es el toque final para hacerlos exquisitos! 

Valora este truco