Salsas con un toque

Algunas salsas, para que queden con una textura más espesa, incorporan el pan entre sus ingredientes. Así logramos una consistencia más densa, que queda bien especialmente en algunos platos de pescado.

Existe un truco que hará que las salsas que preparamos con este ingrediente queden todavía más sabrosas. Remoja el pan en vinagre antes de incorporarlo a la salsa. Verás que quedará con un sabor ligeramente amargo que queda estupendo, sobre todo con pescados como la anchoa.

Valora este truco