Consigue unos gratinados muy crujientes

Para obtener un gratinado compacto y con una corteza crujiente, el truco está en los ingredientes que utilizemos para prepararlos. Prueba a mezclar huevo batido, pan rallado y queso hasta que quede homogénea. Reparte la mezcla por encima del plato que quieras gratinar y hornéalo. ¡Verás que rico! 

Valora este truco