Berenjenas crujientes

Berenjenas crujientes

Para que las berenjenas nos queden crujientes y con bonito color, una vez cortadas debemos introducirlas durante treinta minutos en un bol con gaseosa y sal. Después se enharinan y se fríen en abundante aceite caliente, salen deliciosas.

Valora este truco