¿Se pueden congelar las fresas?

Muy buenas noticias, ¡sí! Las fresas se pueden congelar y, además, te pueden servir para hacer recetas tan ricas como las de un smoothie de fresas y plátano. Para ello, congela 5 fresas y un plátano entero. Una vez los tengas bien duros, ponlos en un vaso de batidora, ¡y bate que bate el smoothie con la leche o bebida vegetal que más te guste!