¿Cómo puedo hacer un bizcocho para que salga alto y esponjoso?

Es habitual hacer un bizcocho y que no nos salga suficientemente alto y esponjoso. Que no cunda el pánico. Algunos motivos pueden ser:

1. No haber mezclado el huevo y el azúcar con suficiente fuerza. Es muy importante que el huevo y el azúcar monten bien para darle aire a la masa.

2. Haber echado toda la harina de golpe y no poco a poco. Si la echamos de golpe, bloqueamos todas las entradas de aire que habíamos generado.

3. Haber dejado reposar la masa demasiado tiempo. Una vez tengamos la masa hecha, es mejor que tengamos el horno ya a punto porque si no, una vez más, perdemos el aire que habíamos generado en la masa.

4. Poner el horno a demasiada temperatura. Si la temperatura del horno es excesiva, el bizcocho se dorará por fuera, quedará crudo por dentro y al sacarlo se bajará enseguida.