Las lentejas de bote tienen de bueno todas las propiedades de esta increíble legumbre y también que nos ahorran mucho tiempo en la cocina. Al estar ya hechas no nos tenemos que preocupar de hervirlas en largos tiempos de cocción, y podemos ir directamente a mezclarlas con el resto de ingredientes. De esta manera, podemos tener recetas con lentejas de bote listas en pocos minutos. Esta es una opción ideal para cuando tenemos poco tiempo, pero queremos comer bien.

Ver más...

En esta sección hemos querido recopilar una gran variedad de propuestas para que le saques todo el partido a las lentejas ya cocidas. Todas las recetas te harán disfrutar de grandes platos sin muchos esfuerzos ni complicaciones. Además, incluyen un práctico paso a paso con el que no te perderás y conseguirás comidas espectaculares. Deja sorprendidos a tus comensales con tu rapidez entre fogones preparando estas ricas recetas y disfruta del placer de cocinar.

Cocinar con lentejas de bote, todo un gusto

Aunque la lenteja está muy presente en nuestra mesa, lo cierto es que su origen se encuentra en el suroeste de Asia. En concreto, unos de sus mayores productores son Turquía y la India. Otra curiosidad es que existen dos variedades distintas que se distinguen por el tamaño y el color. Sin embargo, dentro de ellas hay muchísimos tipos de lentejas. Por ejemplo, una de las más conocidas es la lenteja verde, que toma el nombre de su color. También están las lentejas rubias como la castellana, las amarillas, las naranjas, las rojas o las pardinas, estas últimas más conocidas en nuestra gastronomía.

Comer lentejas, ya sean de bote o no, nos aporta un valor nutritivo destacable, en especial, si se combinan con alimentos como el arroz o en los que abunde la vitamina C, por ejemplo, el tomate, pimientos o frutas cítricas. Son ricas en fibra, vitaminas B1, B3 y B6, zinc, selenio y hierro.

No obstante, como también ocurre con otras legumbres acostumbran a causar flatulencias, así que si sueles tener más propensión a ellas lo mejor es que las tomes en puré, pasadas por el chino o con verduras.

Por otro lado, para saber cómo hacer unas lentejas de bote no hay más misterio que aclarar bien las legumbres antes de utilizarlas o consumirlas. La razón es que llevan sal añadida como conservante, lo que podría arruinar tus platos si las pusieras directamente. Al usarlas en conserva te ahorrarás el tiempo de cocinarlas cubriéndolas con agua fría e hirviéndolas durante un buen rato. En cambio, las lentejas en conserva como ya están cocidas solo hace falta enjuagarlas, eliminando el líquido que viene en el bote. Si se quieren calentar solo hace falta añadirlas a la mezcla de los demás ingredientes durante unos minutos y ¡a comer!

Ahora que ya tienes más idea de los primeros pasos para saber cómo hacer lentejas de bote, es el momento de descubrir de qué maneras puedes cocinarlas. Una de las más usadas es el potaje junto a otras verduras como pueden ser la cebolla, las zanahorias, los pimientos o los puerros. Aunque también pueden ser un rico acompañamiento para pescados, mariscos y carnes. Así como un ingrediente ideal para ensaladas aliñadas con una gustosa salsa.

Prepara ricos platos de lentejas rápidas de bote

Una de las recetas estrella para hacer con esta legumbre es el de lentejas estofadas con chorizo y panceta. No te preocupes si vas con el tiempo justo, porque es un plato que se puede hacer perfectamente con lentejas de bote. Para acompañarlas solo necesitarás guisantes, cebolla, huevos duros, tomate frito y beicon.

El primer paso es rehogar en una cazuela el beicon y la cebolla. Cuando veas que esta empieza a tomar color agrega los guisantes. Después añade el tomate frito y las lentejas. Por último, incorpora el caldo, deja que se cocine unos 20 minutos y sirve acompañado de unos picatostes de huevo duro picado.

¿Qué te ha parecido esta receta lentejas de bote? ¿Te gustaría descubrir más propuestas? Pues ahora te proponemos hacer una cebolla. Saltea esta en una cacerola con un chorro de aceite de oliva. Incorpora entonces las lentejas, el caldo y la pastilla de Avecrem. Continúa con la cocción unos 20 minutos, y cuando ya esté deja que se enfríe y agrega las aceitunas. Seguidamente, pela las naranjas y córtalas en trozos pequeños. Pon los trozos en la mezcla y ya puedes servir sazonado con un poco de aceite de oliva y pimienta.

Y si prefieres un plato clásico no podemos dejar de recomendarte que uses tus lentejas de bote en este potaje de lentejas con conejo. Es un plato de cuchara para combatir el frío que tendrás listo en pocos minutos y que te llevará directamente a la cocina de la abuela. Se prepara con verduras como calabaza, pimientos, zanahorias, cebollas y patatas, conejo, tomillo y guindilla. Una delicia, que además es una propuesta sana y nutritiva.

Aquí te esperan infinidad de recetas por descubrir. Anímate a prepararlas y disfruta de grandes platos.

Receta destacada

Estofado de pollo con patatas

Los platos de cuchara, como este estofado de pollo, son un billete de transporte directo a la casa de la abuela. Ver Receta...

Ingredientes

  • Medio pollo troceado
  • 1 bote de

    Sofrito de Tomate y Verduras Gallina Blanca

  • 2 dientes de ajo
  • 1 hoja de laurel
  • Medio vasito de vino blanco
  • Unas hebras de azafrán
  • Un poco de pimienta
  • Un chorrito de aceite de oliva virgen extra
  • Una pastilla de

    Avecrem Caldo de Pollo

  • 40-60 min
  • Fácil
  • 4 personas