Los dátiles tienen muchas propiedades positivas y beneficios para tu organismo. Aunque no hace falta que comas dátiles sin más simplemente para aprovecharte de su propiedad medicinal, porque existen muchas recetas con dátiles riquísimas, como los dátiles rellenos, los dátiles con bacon o los dátiles con queso. ¡Todos ellos son deliciosos aperitivos con dátiles! ¿Te apuntas a la moda de los dátiles?

Aunque nos pueda recordar por su aspecto y tacto a una fruta desecada o deshidratada, lo cierto es que el dátil no lo es, pero sí que es cierto que guarda nutrientes parecidos. De hecho, es el fruto de la palmera datilera. Cuando madura su color se vuelve amarillo, además su sabor es dulce y tiene un hueso alargado. Adquiere la textura de fruta seca por el calor y el sol que recibe estando en el árbol antes de recolectarse.

Ver más...

Se pueden tomar tal cual como en un tentempié o añadir los dátiles en recetas estupendas como las que hemos seleccionado para ti en este recopilatorio. ¡Te invitamos a descubrirlas!

Las espectaculares propiedades del dátil

Ahora los podemos encontrar en muchos de nuestros establecimientos habituales pero, en realidad, los dátiles provienen de Oriente Medio y del norte de África. Y no solo existe un tipo de dátil si no que hay bastante variedad. Por ejemplo, uno de los más conocidos es el Medjool, que se caracteriza por tener una piel arrugada y una textura consistente. También hay de más blandos y también de más secos, unos con la piel más tersa y otros con la piel más dura. Pero todos ellos son perfectos para elaborar ricas recetas con dátiles.

Cuando los compres es importante que los saques de la bolsa de plástico y los pongas en frascos de cristal bien cerrados. También es importante que el lugar donde los guardes sea un sitio fresco, seco y protegido de la luz. Siguiendo estos consejos lograrás mantenerlos en buen estado, que conserven sus beneficios y que no se humedezcan o se sequen en exceso.

Entre sus importantes propiedades destaca sobre el resto su alto contenido en azúcar, un nivel que alcanza el 70%. Pero aparte de esta cifra también es rico en carbohidratos, potasio, hierro y fósforo; además de vitaminas del tipo A. Ser buena fuente de todos estos elementos hace que sea ideal para recuperar la energía y ayudar en casos de bronquitis, dolor de estómago o catarros, entre otras patologías.

Las recetas con dátiles más conocidas son aquellas propuestas más dulces como los helados, púdines, tartas o mermeladas. Sin embargo, los dátiles también pueden ser un aliado ideal para preparaciones saladas. En esta sección encontrarás muchas ideas con las que podrás comprobar lo bien que quedan en todo tipo de platos.

Recetas con dátiles para todos los gustos

Para que empieces a ver como este fruto puede ser un ingrediente muy especial en cualquier propuesta gastronómica te invitamos a cocinar los bocaditos de pollo con ciruelas pasas y dátiles. La carne de pollo combina realmente bien con el sabor dulce, en este caso, de los dátiles y las pasas. El resultado es un plato delicioso, gracias también al gusto tostado que le proporcionan las semillas de sésamo.

El primer paso es quitar bien toda la grasa del pollo y cortarlo en tiras finas. Por otro lado, retira los huesos de los dátiles y corta su carne a trozos pequeños. Corta también las ciruelas. Saltea el ajo en un wok y añade los trozos de pollo, las ciruelas y, por último, los dátiles. Deja que se fría el conjunto y agrega el caldo casero de carne. Continúa la cocción unos 10 minutos, y antes de terminarla incorpora las semillas de sésamo.

Como ves más allá de los postres con dátiles existe todo un mundo de posibilidades por descubrir, que incluso nos permite cocinar platos para celebraciones especiales. Este es el caso de la receta de arroz con dátiles al cava, ideal para cuando vienen invitados a casa, y en la que en una ocasión perfecta como la Navidad puede convertirse en una de las comidas más aplaudidas. Su aire exótico y su sabor dulce cautivarán el paladar de tus comensales, y más cuando descubran que lo has hecho en tan poco tiempo. Y es que tú solo te tendrás que preocupar de saltear los puerros y los dátiles, añadir el arroz, el cava y el caldo y ¡a comer!

Pues sí, tan fácil, como saltear en aceite los puerros y los dátiles sin hueso. Agrega, a continuación, el arroz y baña con el cava. Deja que se evapore y añade el caldo. Cierra la olla exprés y deja que se cueza el conjunto unos 2 minutos con la pesa arriba. Cuando se enfríe ya lo puedes abrir y servir. ¡Sencillo y exquisito!

Otras recetas de dátiles que te invitamos a conocer son la de pastel de plátano, dátiles y avellanas con crema de queso o la de garbanzos salteados con dátiles. Esta última se prepara en muy pocos minutos y pasos, además es súper sana, completa y vistosa. Se hace con sofrito, huevo, cilantro y, claro los dátiles, además de otros muchos ingredientes. ¿Tienes curiosidad por saber cómo se hace?

Lo primero es hervir los huevos durante unos 10 minutos a partir de que arranque a hervir. Después lava y corta los champiñones. En un sartén con aceite saltea el diente de ajo picado y los champiñones. Cuécelo a fuego fuerte hasta que veas que las setas pierden su agua. Por otro lado, agrega unas nueces troceadas y unos dátiles cortaditos. Sacude la sartén y entonces añade las cucharadas de sofrito. Incorpora los garbanzos, sacude el conjunto y sírvelo junto a los huevos duros, los dátiles, las nueces troceadas y las hojas de cilantro.

Te quedan muchas más recetas con dátiles por descubrir. Echa un vistazo a las estupendas propuestas que encontrarás en esta sección. Tienes opciones para todos los gustos y seguro que descubres nuevos sabores, texturas y mezclas. Sigue el paso a paso y atrévete a prepararlas, son súper sencillas, rápidas y sabrosas.

Receta destacada

SOPA DE MANZANA, DÁTIL Y YOGUR

Ingredientes

  • 150 gr. de dátiles sin hueso
  • 150 ml. de agua
  • 3 manzanas Granny Smith
  • 1 yogur griego
  • 150 ml de almíbar (con 75 g de agua y 75 g de azúcar)
  • zumo de 1/2 limón
  • 10-20 min
  • Fácil
  • 4 personas