Cocinar arroz caldoso con bacalao, pescado, sepia, calamares… ¿Qué le echas normalmente al arroz caldoso? ¿Lo has probado con bogavante, pollo, mariscos, conejo, verduras, bacalao, pescados, sepia, calamares…? ¡Inténtalo!

El arroz caldoso es una de las tantas posibilidades culinarias que nos ofrece este cereal que se cultiva en los cinco continentes del planeta, que es el ingrediente base de muchas cocinas del mundo y uno de los alimentos más nutritivos. Con cualquier receta de arroz caldoso lograrás un plato sabroso y muy sustancioso. Porque al utilizar y conservar más caldo que el arroz meloso, que ya requiere más del que necesita el arroz seco, en su preparación no solo conserva mejor las propiedades de todos los ingredientes sino que además potencia el sabor.

Ver más...

El arroz caldoso, fácil de hacer, integra en un mismo plato todos los sabores y nutrientes de una buena sopa y del mejor arroz que puedas hacer. Si te gustan los platos de cuchara, porque el arroz le gusta a todo el mundo, no puedes dejar de preparar algunas de las recetas que te ofrecemos en esta página. Encontrarás opciones para todos los gustos. Desde el más tradicional arroz caldoso con pollo o con otras carnes, hasta el arroz caldoso con verduras, para los vegetarianos, pasando por los que incluyen pescados o mariscos. Elige el tuyo y no pares hasta mojar el pan.

Cómo hacer arroz caldoso

Para preparar este plato no hay una única receta, arroz caldoso con marisco o arroz caldoso de pescado son solo algunas, que sirven como ejemplos, de las que te puedes encontrar en esta web, pero hay muchas más. Aunque todas ellas coinciden en estar basadas en dos elementos claves, un buen sofrito y la proporcionalidad entre las cantidades de sus dos ingredientes principales, el arroz y el caldo. Si bien no existe una medida exacta, porque en la cocina intervienen muchas variables, se estiman cuatro partes de caldo por cada una de arroz. El volumen inicial del caldo debe cuadruplicar el volumen del arroz crudo. Pero siempre dependerá del tipo de arroz utilizado, de los ingredientes que se incluyen y de la técnica empleada en la cocción. Lo importante es que, una vez finalizada esa cocción, haya caldo suficiente para ser considerado un auténtico y exquisito plato de cuchara. Por eso es imprescindible contar con una cazuela bien amplia o con una sartén de profundidad a la hora de comenzar a preparar una de estas recetas.

Como en muchas elaboraciones gastronómicas, también en el arroz caldoso hacer un buen sofrito es esencial para que el resultado final sea óptimo. Es la base de todo guiso. Ya sea para hacer un arroz caldoso con bogavante, con verduras o con conejo, el comienzo de la preparación de la receta puede ser igual. El sofrito hecho con ajo, cebolla, pimiento y tomate ligará con el arroz y el caldo, otro elemento fundamental, que también será uno de los ingredientes principales a degustar. Con un buen sofrito sazonado a tu gusto, solo te quedará añadir el arroz, el caldo y los ingredientes que elijas, dejarlos cocer y así lograrás ese arroz caldoso que tanto gusta. Una receta sencilla, económica y muy sabrosa para compartir con quien quieras, porque es apetecible para todo el mundo.

Cómo elegir el arroz

Clasificados por tamaño, por el proceso industrial al que son sometidos, por características culinarias, o por denominación de origen, en el mercado existe una gran variedad de arroces. Los hay de grano largo, medio y corto, integrales, precocidos, o de cocción rápida. El arroz de grano medio o redondo y blanco quizás sea el más apto para los arroces caldosos. Se trata de un grano más corto y grueso que el del arroz de grano largo. Posee una textura suave y al cocerse queda muy tierno. Es una de las variedades más consumidas en España, conocido también como arroz bomba. Sus principales características son que no se rompe, conserva el almidón, absorbe bien el caldo y queda cremoso.

Pero siempre hay alternativas. Como la de utilizar arroz integral, que es aún más nutritivo, aunque necesita más tiempo de cocción. Es de un color más bien oscuro, ya que mantiene gran parte del salvado en su cáscara. También está el arroz vaporizado, que es un poco más ligero y al cocerse no se pega ni se pasa. Como el integral requiere de más tiempo de cocción y tiene más nutrientes que el blanco, pero tiene menor capacidad de absorción de los sabores que aporta el caldo y el resto de ingredientes empleados en la elaboración.

Otra clasificación que surge de la industria arrocera se establece por la calidad del grano. Es decir por la limpieza, por la entereza y por su estética general. Para distinguirlos existen tres categorías identificadas en el mercado con una pegatina. El arroz extra, tiene una pegatina roja que indica que posee un 92% de granos enteros, mientras que la pegatina verde es para el arroz de primera, 87% de granos enteros, y el arroz de segunda, 80% de granos enteros, está identificado con una pegatina amarilla. Estas categorías, como es de suponer, inciden en el precio.

Recetas para todos los gustos

Aquí te ofrecemos recetas de arroz caldoso con pollo, con bacalao, con conejo, con bogavante, con verduras, un plato ideal para los vegetarianos porque resulta muy ligero pero bien sabroso, con langostinos, que si le añades mejillones o calamares te queda un irresistible arroz caldoso de marisco. También queda muy bien con sepia o almejas, ya que el caldo las mantiene con su textura natural. Como en el arroz caldoso a la marinera, uno de los platos más exquisito del mundo. El sabor de mar ligado al arroz satisface a los paladares más exigentes. Un éxtasis gastronómico.

Si optas por incluir pescados es recomendable aquellos de carne más firme, como pueden ser el rodaballo o el rape. De todas maneras, no requieren de mucha cocción. Por lo que puedes añadirlo en los minutos finales y así disminuir el riesgo de que se deshaga.

Arroces caldosos de montaña, de mar, para carnívoros o vegetarianos, como primer plato o plato único, elige el tuyo y deleita a tus comensales. Triunfarás, gustan a todo el mundo.

Receta destacada

Arroz caldoso con pollo y verduras

¿Qué tendrán los arroces caldosos para que gusten tanto? Quizá una de las razones es que reúnen lo mejor de dos mundos deliciosos: el de las sopas y el de los arroces. Y también que permiten añadir una gran variedad de ingredientes para todos los gustos. Ver Receta...

Ingredientes

  • 1 pastilla de

    Avecrem Caldo de Pollo

  • 1 litro de

    Caldo Casero de Pollo 100% Natural

  • 0,5 kg de pollo troceado
  • 400 g de arroz
  • 150 g de champiñones
  • 150 g de judías verdes
  • 100 ml de aceite de oliva
  • Salsa de soja sin gluten
  • Azafrán
  • 20-40 min
  • Fácil
  • 4 personas