Carpaccio de ventresca de atún con espárragos

Si te van los retos creativos en la cocina has dado con la receta. El carpaccio de ventresca de atún con espárragos, sabe tan bien como suena y es un plato digno de un restaurante con estrella Michelin. Pero si quieres saber un secreto,Ver más...

  • 20-40 min
  • Media
  • 4 personas

Ingredientes

  • Avecrem Caldo de Pollo

    Con Avecrem, ¡triunfas!

Cómo hacer Carpaccio de ventresca de atún con espárragos

  • PASO 1

    Cuece los espárragos en agua hirviendo durante 4 minutos. Enfríalos en agua fría. Cuece el huevo en agua durante 7 minutos. Tritura el huevo y los espárragos conjuntamente. Acaba de ligar con un poco de aceite y pon a punto de sal. Reserva en la nevera. Hierve bien el bulbo de hinojo en agua y la pastilla de Avecrem. Cuela reservando el agua, a la cual añadirás 50 g de gelatina por litro de agua de cocción. Deja cuajar en el frigorífico y corta a dados.

  • PASO 2

    Cuece los berberechos al vapor. Corta la ventresca de atún en láminas muy finas. Colócalas encima de las tostaditas y pon por encima un poco de hinojo picado. Acaba el plato con unos berberechos sin cáscara, los dados de gelatina de hinojo y un poco de crema de espárragos.

Valora esta receta

Consejos para cocinar Carpaccio de ventresca de atún con espárragos

El Truco: ¿cómo limpiar bien los berberechos?

Es esencial que los berberechos queden bien limpios antes de cocinarlos para evitar sustos cuando el plato esté listo. Como también pasa con las almejas y las navajas vivas, se tienen que sumergir en agua dulce fría durante un rato. Después sumergirlos en agua fría con sal (como si fuera mar) durante unas horas para que se reanimen y expulsen suciedades y posibles restos de arena. 

Caldo Casero de Pollo Gallina Blanca

Descubre nuestros Caldos Caseros Gallina Blanca

Comprar online

lo cierto es que es sencillísimo de hacer pero queda tan bien presentado y está tan rico que parecerá que te hayas pasado horas y horas en la cocina.

Para nada. Lo acabarás antes de lo que habías pensado. Sencillamente basta con, por un lado, hacer una crema con los espárragos, mientras que por otro haces la gelatina, con Avecrem e hinojo. Por último, solo te quedará cocer los berberechos, cortar la ventresca y emplatarlo con el resto de preparaciones. ¡Buen provecho!

Este plato es perfecto para sorprender a tus invitados, pero puede que en el día a día quieras algo menos sofisticado. En ese caso, y casi con los mismos ingredientes, puedes preparar un carpaccio de calabacín y atún